actricesplussize90
Cultura

WTF: Seis actrices consideradas gordas en los 90 y 2000

Imagen de perfil de María Escobedo
Share on Facebook260Tweet about this on TwitterEmail this to someone

Si pensamos en las actrices plus size de hoy en día ¿quiénes te vienen a la cabeza? Melissa, Rebel, Gabourey. Y ahora piensa en actrices plus size de hace una década o de los 90. ¿A que ya te cuesta un poco más? Porque claro, tú estás pensando en gordas de verdad, en tallas grandes de verdad, con lo que hoy, por fin, entendemos por una talla plus size.

Y resulta que hace poco más de 10 años a una actriz que pasase de una talla 36-38 ya era considerada como una chica fofa. Y aquí tienes seis ejemplos que te lo demuestran. Y que lo mismo hasta te cabrea.

  1. Candace Cameron
    Nuestra amada DJ Tanner sufrió lo suyo. Vale que tenía un poco cara pan, pero de ahí que considerarla ya como una chica de talla grande. Y recordemos que la pobre no era más que una adolescente. Incluso en las propias tramas de Padres Forzosos, el peso y las dietas de DJ eran algo habitual.
  2. Alicia Silverstone
    ¿EN SERIO?
    Pues sí, majas, a Alicia Silverstone le llamaron gorda cuando protagonizó Clueless y ella misma lo contó en una entrevista, diciendo que si a ella le llaman gorda, ¿qué clase de ejemplo pretender dar?
  3. Tyra Banks
    WHAAAAAT
    Otra que te deja alucinada. Cuando cogió unos kilitos, las revistas se cebaron a saco con ella, poniéndole todo tipo de apodos. Pero como ella es una jefaza, respondió de la mejor manera posible “kiss my fat ass”.
  4. Drew Barrymore
    A Drew le tocó ser la gorda de Los Ángeles de Charlie y en las revistas no paraban de compararla con sus compañeras de reparto. Como no estaba delgadísima, pues gorda. Ya sabéis, los 2000.
  5. Jennifer Love Hewitt
    No hay nada como tener algún rasgo diferente para que te machaquen. Y Jennifer tiene unas buenas caderas. Que dices, chica, ojalá las tuviese yo. Pues esto es suficiente para que cada vez que sale en bikini or whatever, las revistas la machacasen. Pero ella tampoco se quedaba callada y son muchas las veces en las que ha dicho claramente que ama su cuerpo tal y cómo es.
  6. Renée Zellweger
    ¡Cómo no iba a estar aquí Bridget Jones! Y el bombo que se le dio a los kilos que había engordado Renée Zellweger. Pudimos reírnos mucho en su momento con Bridget, pero la verdad que algunos de los mensajes que nos transmitía, hoy nos damos cuenta de que eran de lo más chungo.


Login