cats
Lifestyle

Protegerse de la lluvia si vas en silla de ruedas

Imagen de perfil de Ángela H.
Share on Facebook26Tweet about this on TwitterEmail this to someone

¿Cuál es tu mayor hazaña? Sea cual sea seguro que es como un pedo en un huracán si la comparamos con protegerse de la lluvia si vas en silla de ruedas. En serio ¿Hay algo más difícil en este mundo?

Podemos escoger entre los chubasqueros o los paraguas. ¡Y no sé cuál de las dos es peor!

Si decides usar chubasquero, te encuentras principalmente con dos problemas. El primero es ponértelo. Los chubasqueros deben ser largos para protegerte las piernas, pero si no te puedes levantar para que te caiga por el culo, te siente bien y te cubra las piernas… tienes un serio problema. Pero supongamos que logras resolver ese primer problema, el agua resbalará y se acumulará entre tu espalda y el propio respaldo de la silla. Os puedo asegurar que tener la silla mojada es como tener la ropa mojada. No mola nada.

A mi madre se le ocurrió comprarme un chubasquero en el Dechatlon, de esos para montañistas que son muy grandes para cubrirlos a ellos y a sus mochilas gigantes. El plan era que, en mi caso, me cubriría a mi y a la silla. Sinceramente iba muy bien, no me mojaba. Pero… NO HE VISTO OTRA COSA MÁS FEA EN MI VIDA. El mío en concreto era de un color verde oscuro que me hacia parecer un contenedor de basura con vida… Además de que ponerme eso resultaba muy difícil y necesitaba la ayuda de otra persona, con lo que no era muy práctico.

Si pasas de los chubasqueros, los paraguas te harán escoger entre mantener seco tu tronco y el respaldo de la silla o tus piernas. He tenido paraguas muy grandes, creedme, pero ninguno me ha cubierto entera. Además de que cuanto más grandes son; más pesados y difíciles de manejar resultan.

¿Qué es lo que yo hago? Me he acabado decantando por un paraguas grandote y transparente, para ver mejor (gracias Ro por regalármelo). Normalmente me mojo las piernas y me aguanto o salgo poco a la calle… Pero si por lo que sea no me quiero mojar utilizo un chubasquero transparente también (una que tiene mucha clase y le gusta que vaya a juego con el paraguas) para cubrirme solo las piernas, a modo de manta.

Pero vamos, que siempre podremos disfrutar de un bonito paseo bajo la lluvia… que para eso estamos vivos, ¿no?

FOTO DESTACADA



Login