Getty Images/Tara Moore
  • Querido diario

    Nunca he sido la mejor amiga de nadie

    Share on Facebook193Tweet about this on TwitterEmail this to someone

     

    No se me olvidará jamás la primera vez que una amiga me rompió el corazón.

    Yo estaba lista para declararle mi amistad. Teníamos por aquel entonces unos 12 años y habíamos jugado siempre juntas. Las vacaciones nos las pasábamos pegadas como un chicle al pelo, y ese verano fuimos inseparables totales. Mientras nos probábamos modelitos para ir a los recreativos, que era lo más cool que podías hacer con 12 años en los 90, saqué el tema de las mejores amigas. Lo que pretendía era tantear el terreno antes de decirla que ella era la mía, y entonces fue cuando me dijo que otra (amiga común) era la suya.

    Se me rompió el corazón en mil pedazos de la única forma que conocía hasta entonces (aunque al final del verano me lo rompió el primer amor también) y entonces decidí que nunca coronaría a una sola persona con el título de Best Friend, y que ese verano había sido la leche y una tremendísima mierda al mismo tiempo. En lugar de uno, podría tener varios mejores amigos.

     

    Me gustaría que entendierais algunas cosas sobre nosotros, los “bichos raros” que nunca hemos padecido la titulitis de la mejoramistad :

     

    1. Las personas que nunca hemos tenido un mejor amigo no es que seamos poco sociables o especialmente introvertidas, diría que tiene que ver más con el deseo de ser exclusivos con alguien o no. No estar en una amistad monógama también tiene sus ventajas.

    Tengo varias personitas en mi vida a las que considero mis mejores amigas; porque para mí son maravillosas todas y cada una de ellas y me aportan muchísimo. Simplemente no podría destacar a una por encima de las demás. Lo mejor de todo es tener siempre hueco para alguien en mi selecto grupo VIP de personas que adoro por encima de todas las cosas.

     

    2. Que no seamos la mejor amiga de alguien no significa que no seamos amigas cojonudas. La capacidad de escucha y apoyo la tenemos bien altita, así que si eres amiga de una nomejoramiga de nadie o quieres serlo (cuanto más mejor) no dudes de que el cariño lo vas a tener igual.

     

    3. Como nomejoramiga de nadie y todavía tampoco la tuya, quizás no sepamos acabar tus frases, o leerte el pensamiento, pero quizás por eso podemos darte una opinión un poquiiiiiito mas objetiva que tu Bestie. Con un montón de amor, y de alcohol también.

     

    4. Que no nos hayamos casado todavía con nadie no significa que vayamos a poner cara de asco si alguien nos titula su mejor amiga; ¡sería un honor!

    He de confesar que me muero por un tatuaje que mis coleguis y yo tengamos en común como celebración de nuestra amistad a dolor de aguja.

     

    5. Quizás, y solo quizás, es que tenemos demasiado amor para dar.

     

    ¡Viva la poliamistad!

     

    Sobre el Autor

    Imagen de perfil de Srta B Goode

    De la generación que creció con Jim Henson y lloró cuando David el Gnomo se convirtió en árbol. Enamorada del amor y de la buena cocina, lo mismo me da una lápiz para dibujar que para escribir. Fantasiosa y cantante de ópera en la ducha. Bailar me lo cura todo.

    

    Login