¡¡Ya está aquí!! Por fin, y tras una larga espera de casi 5 años, tendremos disponible a finales de este mes uno de los lanzamientos discográficos más importantes y más esperados del año: El disco ’25’ de Adele.

Pero… un momento. ¿Esta tía no había adelgazado 800 kilos? ¿No se habían hecho eco por todos lados, incluso por medios supuestamente ‘serios’ y de prestigio, del adelgazamiento tan brutal de la cantante? Pues hijos míos, yo la veo IGUAL.

Igual de preciosa, con el mismo maquillaje característico que lleva siempre, con la misma voz espectacular… Porque a nosotras, señores, NOS SUDA EL CHICHI si Adele adelgaza 20 kilos o engorda 40, porque es una artistaza, es guapísima, y su cuerpo es lo último que nos preocupa.

Es más, nos alegramos de que siga siendo la misma chica plus-size que ha sido siempre. Nos alegramos de que, a pesar del fervor con el que los medios quieren obligar a que todas las artistas y mujeres del planeta tengamos que ser 90-60-90, a pesar del marketing asqueroso que obliga a que, para triunfar, tengas que cumplir con una imagen determinada, a pesar de todo eso, ella ha conseguido triunfar. Y triunfar a lo grande.

Así, que ¡hala! Un ‘zas en toda la boca’ para todos ellos, porque nos encanta que sigas siendo gorda y fabulosa, Adele. Y esperamos con ansia que llegue el 20 de noviembre para deleitarnos con tus nuevas canciones, tu voz increíble, y tu belleza extraordinaria.