Cultura

4 Razones para engancharte a Santa Clarita Diet

Y no, no es por la dieta que pasar hambre no es justificable ni aunque llegue la “operación bañador” (ahora está más de moda que el bañador). Pero hay una larga lista de razones por las que Santa Clarita Diet se ha colado en las series que recomendamos:

1. 2. Es asquerosamente gráfica

clarita-4

Y nos encanta. En la primera temporada (estoy esperando a tener un par de días libres para ver del tirón la segunda) puedes encontrarte desde cuerpos descuartizados hasta litros de sangre semicoagulada y mucho vómito. Pero mucho. De hecho muchas de las críticas que recibió tras su estreno en Netflix fue porque había escenas demasiado escatológicas. A ver personitas, es una serie sobre una mujer (Sheila, interpretada por Drew Barrimore) que se convierte en una especie de zombie y se alimenta de carne humana ergo no la veas en la hora de la comida y te ahorrarás el mal trago.

2. Vas a reírte mucho

clarita-2

Claro, si es una comedia me divertiré seguro. Sí, pero es una comedia de las buenas no de risas enlatadas y han sabido transformar situaciones absurdas que probablemente nos hemos encontrado en películas de zombies malas malísimas en algo asquerosamente gracioso. Además tiene ese puntillo de “cuando todo va mal aún puede ir peor” y te deja enganchada, con una sonrisa, esperando a ver cómo se tuerce aún más sólo por ver las caras de los protas.

3. Joel Hammond es amor

clarita-3

El marido de Sheila, Joel (Timothy Olyphant) es una poderosa razón para darle una oportunidad. Este madurito tiene además de un puntazo un papel del compañero que muchas querríamos al lado. Aunque al principio le cuesta apoyar la nueva faceta alimenticia de su mujer rápidamente se involucra y hace lo que sea para conseguirla carne fresca y tenerla satisfecha (y sí, también sexualmente por Sheila está desatada desde su transformación). Vamos que el maromo lo da todo por su chica y por su hija, enseñando que la familia que caza unida permanece unida.

4. Drew Barrimore hace un papelazo

clarita-5

 

Por último y probablemente como dato más importante, la prota es nuestra querida Drew Barrimore (quizás la recuerden como la  niña de E.T, la pelirroja de Los ángeles de Charlie o la chica de 500 primeras citas). Una diva sin pelos en la lengua que hace poco no tuvo reparos en decirle a una señora que se le había acercado en un restaurante “No, no estoy embarazada. Estoy gorda” con dos narices y por todas aquellas que algunas vez nos han cedido el asiento en el tren después de una comida (vida) maravillosa.

En Santa Clarita Diet interpreta a una mujer fuerte, segura y muy alocada, de hecho llama bastante la atención que en las series suela ser el marido el inmaduro de la relación y la esposa la que ponga cordura a sus ocurrencias y le pare los pies. Aquí es ella la que se compra el coche de sus sueños por impulso, ¡Oh yeah!

Compartir:

Login