Lifestyle

Victoria’s Secret: renuévate o muere

A principios de diciembre como es costumbre volvieron a retransmitir el gran desfile de Victorias Secret en televisión. Con una audiencia que baja cada año y que no es para menos.

Esta empresa que fue una de las primeras en hacer ropa interior de tallas grandes, y que una gran parte de sus beneficios se la debe a los millones de mujeres que compran como mínimo copa D, sigue dándoles la espalda en sus desfiles. Porque sí quieren su dinero, pero no las quieren a ellas encima de sus pasarelas mezcladas con sus maravillosos ángeles.

Recuerdo cuando era adolescente me ponía el despertador para ver el desfile en directo a altas horas de la madrugada. Y admiraba y soñaba que yo era una de esas maravillosas y perfectas mujeres. Creo que hubo una época en que todas o la mayoría de nosotras queríamos ser como ellas. Tener sus cuerpos y que todo el mundo nos admirara por ser tan guapas. Aunque yo como la mayoría de las que estáis leyendo esto a los veinte era igual de guapa (DE CARA puntualizo) que cualquier ángel que se le ocurra sacar.

Ahora solo me pongo el reloj para ir a trabajar y por obligación. Vaya que no se me ocurre dejar de dormir para ver un puñado de jovencitas que llevan una semana bebiendo líquidos y sin comer sólido para que les pongan unas alas de plasticucho y unos modelos imposibles.

¡Por Dios que acaben los besitos y nos dejen comer!

Como ya dije el año pasado creo que Victorias Secret ha pasado de moda, y aún no se han dado cuenta. Y también creo que la mayoría de mujeres hemos dejado de ver sus desfiles porque ya no admiramos nada de lo que nos ofrecen allí. Y su audiencia se ha quedado en unos cuantos millones de babosos y algunos de adolescentes. Por lo que creo que tiene una muerte anunciada.

Ha habido protestas de mujeres en ropa interior en la tienda de Victoria de Oxrford  Street, en Londres. Han pedido diversidad de tallas para todo tipo de cuerpos y de mujeres. Al grito de ”La moda nos ha fallado” y con carteles que ponían #fallenangel. Estas protestas fueron provocadas por la decisión de Ed Razek, director de la firma, de no incluir en el desfile ni mujeres transgénero ni de tallas grandes. Pero en cambio, si tiene esa diversidad en sus tiendas porque le hace ganar pasta.

Repito. Victorias Secret está pasada de moda. Por lo tanto no nos ha fallado porque yo al menos no esperaba nada de ellos que no sea lo mismo de siempre. Y lo mismo de siempre aunque contraten cantantes famosos y se gasten millones de dólares, huele a naftalina como el armario de mi bisabuela.  Así es que  creo que lo que deberíamos hacer como mujeres que somos es dejar de comprar su marca.  Porque me parece totalmente absurdo seguir enriqueciendo a una empresa que nos desprecia y además se vanagloria de ello. Pero por otro lado hace tallas para nosotras porque sabe que las va a vender.

El desfile televisado de Victoria’s Secret ha cosechado los peores resultados de audiencia de su historia. (Foto: Evan Agostini/Invision/AP, File)

Y cuando vean que solo van a comprarles bragas los cuatro pervertidos que ven su desfile veremos si de repente incluyen en los ángeles hasta la abuela de la esquina. Que el dinero es el dinero, y mientras ellos lo sigan ganando nos seguirán mirando por encima del hombro, pero la culpa es nuestra por seguirles el juego.

Por lo tanto creo que la frase no debe de ser que incluyan a mujeres de todo tipo en su desfile, sino: “si tú no me quieres en tu pasarela yo no te quiero sujetando mis tetas ni tapando mi culazo” Y que le jodan ya de una vez al director de Victorias Secret y le ponga sus conjuntos de swaroski diminutos a su perro. Porque ninguna mujer que no entre en su canon le compre. Fin.

 

Compartir:

Comentarios están cerrados.

Login