Querido diario

Marcas de un corazón con dientes

A mis espaldas llevo mil  y una cosas.

Recuerdos robados,

hechos maltrechos

y marcas odiosas.

 

A mis espaldas cargo una baja autoestima,

su peso supera  a la montaña mas alta y

ahoga más que  el agujero más profundo,

pero es lo único que abraza a este pobre desdichado.

 

A mis espaldas marcan mil y una cosas.

Mordiscos de unos dientes que laten,

colmillos hechos de complejos y

sustento del miedo.

 

A mis espaldas hay un pasado renegado,

se niega a ser lo que debe ser,

vuelve,vuelve y vuelve porque es llamado

aún cuando lo único que hace es doler.

 

A mi espalda no le queda espacio para más,

préstame un huequecito que te sobre,

creemos un trastero al cual no mirar jamás,

devórame hasta que no quede hambre.

 

A mis espaldas marcan mil y una cosas.

Son arte y parte de mí,

un día serán cicatrices resecas

y darán la fuerza para seguir.

 

Hoy aún no es ese día.

 

 

 

Compartir:

Login