Sex & Love

Necesitas SJB (sexo jodidamente bueno) y lo sabes

 

Tengo una noticia buena, una noticia mala y ganas de follar. ¿Cuál os doy primero? ¿Tienes polvo en los bajos? ¿Te frotas tanto el clítoris que te han concedido tres deseos? ¿Has pensado en crear la tendencia del chocho ochentero porque tienes las ingles largas? ¿Quieres comerte un Calipo y lo que surja? Amiga, la mala noticia es que tienes el coño como un bebedero de patos, la buena es que se soluciona con SJB: sexo jodidamente bueno.

Sales de una relación tortuosa, has tenido un desengaño amoroso, no tienes suerte con los hombres, o buscas el amor verdadero y cuando te das cuenta eres una monja más de Sister Act. Yo llegó un punto en mi vida en que preferí comer a follar. Sin follar se puede vivir, sin comer no, amigas (aunque yo me follaría a mí misma). Estaba en una etapa de la vida en que sólo un buen gripazo me ponía caliente. Y a pesar de que hubo oportunidades con algún tío, la verdad es que me interesaba más comer. De hecho creo que uso a los hombres como sustituto del chocolate.

Pero pasada la fase monjil, me descubrí empitonada mirando a los obreros de las obras con lascivia, teniendo sueños eróticos con Alejandro Albalá, el ex de Chabelita, y con ganas de que me hicieran un Latín (que acabasen con la lengua muerta). Se despertó la gata salvaje que buscaba un rabo con la punta gorda, de esas que duelen un poquito, pero bendito dolor. Mis pensamientos impuros de las 10 de la mañana me hacían la vida muy complicada.

Y claro que me gustaría encontrar a alguien al que cantarle al oído “call me maybe” con un gorro de ala y haciendo una coreografía a lo Fama mientras él me ignora por ver el fútbol, pero chiqui, cuando no eres el signo del zodiaco del mes, no te esperes nada de la vida. Es algo que me enseñó Esperanza Gracia.

Ahora me doy cuenta de cuánta razón tenía mi abuela cuando me decía lo de “no pongas todos los huevos en la misma cesta, ten alguno en la recámara”, porque cuando te ves aislada y salida, estás perdida. Donde hay hormona, no hay neurona. Cuando no hay lomo, de todo como. Vas a la discoteca cantando al recogevasos “you make me feel like a natural woman“, probando que tienes el curso CCC de “llevo muchos meses sin follar” y pensando “te voy a echar un polvo que cuando acabe se va a fumar un cigarro todo el barrio“.

 

 

Y entonces te topas con esos chicos que no sabes si son guapos o no. ¿Qué esconden? Él tan perroflauta y yo tan Boho chic. Así que lo mejor para combatir los cambios de estación no es un chal, es un buen maromo. Que sí, que hablando se entiende la gente, pero follando te comunicas mejor. Y además de hablar siempre hay tiempo, de follar con muchas ganas nunca se sabe.

 .

@LuciaLodermann

 .

Imagen destacada

Compartir:

Login