Vida sana

5 cosas que tu parrusa no necesita

No sé vosotras, pero yo estoy bastante hasta el moño de que me digan lo que tengo que hacer con mi coño. Me he topado con tíos a los que les gustaban depiladas, otros peludas, otros con sabor a fresa, otros que brillase como si llevase highlighter… Señores, mi coño no es un buffet libre de comida japonesa. Lo que hay es lo que te llevas a la boca y si no te gusta ya sabes donde está la puerta, pero no intentes cambiarme.

El problema es que ahora lo veo claro, pero durante años he sido un poco pánfila y me he dejado influenciar por las modas, los hombres, las opiniones de las revistas y el machismo de la sociedad. Por suerte ya sé qué es lo que mi vagina NO necesita y he venido a compartirlo con vosotras.

Depilarse

Si te quieres depilar porque a TI te gusta más, perfecto, pero no lo hagas porque otros te lo imponen. A mí me parece una verdadera tortura andar quitándome el pelo del chirri porque tengo la piel muy sensible y no me suelen funcionar los métodos convencionales.

Conclusión: que se depile él y a mí que me dejen en paz.

Usar lubricante de sabores

Me he topado con un par de tíos en mi trayectoria sexual a los que no les gustaba el sabor de los coños. Era algo generalizado, decían que o ella usaba lubricante de sabores o no bajaban al pilón. Con el primero pasé por el aro y compré un lubricante de fresa (QUE ENCIMA PAGUÉ YO), pero al segundo le mandé a la mierda sutilmente. Para gustos los colores y lo respeto completamente, pero tío, si no te gusta el sabor de un coño luego no me exijas que te coma el nabo porque no sabe a Nutella precisamente.

Hidratantes especiales

Tu coño ya está bien, no tienes que andar hidratándolo con cremas y aceites de bebé para que sea más suave. No eres una Barbie.

Además corres peligro de desequilibrar el pH, matar las bacterias buenas y acabar con hongos.

Si tienes la zona irritada, pide consejo médico y no te lances al primer potingue cutre que veas en el súper. Es una zona muuy delicada, recuérdalo.

Lavativas vaginales

Tu vagina es como un horno pirolítico: se limpia sola. No andes haciéndote enemas o lavativas porque puedes desequilibrar completamente tu flora interna.

Perfumes

Lo mismo que con los lubricantes… Vamos a ver, no sé qué manía nos ha dado con qué nos huela el chochet a ambientador de pino. Un coño huele a coño, y eso es perfecto. Eso sí, si notas un flujo o un olor demasiado fuerte vete al médico. Nadie como uno mismo conoce mejor su propia vagina.

No te andes echando desodorantes o perfumes para que a tu ligue le mole más tu olor, porque además llevan alcohol y eso irrita que no veas. Lávate por fuera con agua y jabón suave y listo.

Cuida a tu vagina, sólo tienes una.

Compartir:

Login