Moda

Vestido de lunares ideal por menos de 10€

Érase una vez un vestido de lunares ideal y súper favorecedor por menos de 10€ que cayó en mis curvas y nunca más se fue. Hoy os traigo mi experiencia con esta monería de descubrimiento de Amazon para recomendároslo si estáis buscando un básico del verano, fresco, sencillo y resultón.

Para mí, el escenario perfecto de este vestido es unas cañas que se alargan hasta los gin tonics de media tarde de terraza en terraza o una barbacoa con farolillos y música guapachosa. Vamos que para estar el día entero gozándolo o para una fiesta en tu pueblo que nada tiene que envidiar a un anuncio de Estrella Damm.

Amigas, os hablo de este vestido de Amazon.

 

Junto a este vestido, me compré unas bandas para evitar las rozaduras en los muslos (versión low cost de las bandelettes). Os dejo una mini review al final del post porque creo que os puede interesar.

Talla

Me pillé la 50 tras medirme detalladamente cada uno de mis contornos: hacedlo. Sé que os puede vencer la pereza (leéis a la vagancia personificada) pero merece la pena para acertar. Queda, si seguís las tallas de la tabla que os facilitan, como un guante.

Diseño

Como veis tiene tirantes y manguita corta. Es corto por delante y más largo paulatinamente por detrás. Tiene la cintura más ceñida lo que hace una forma en la cadera muy bonita, dándole un poco de vuelo a la falda.

La tela es muy ligerita pero no demasiado fina ni de camiseta. Para mí eso es un súper plus en un vestido tan barato.

A mí me encanta que me cubra el brazo en la parte superior pero el hombro al descubierto porque me corto más con el colgandillo del brazo, pero me encantan los lunares de mis hombros. Es una combinación ideal y que le da un toque más especial al vestido.

Que tenga dos largos distintos creo que le da más elegancia que un vestido simple veraniego pero la tela al ser tan fina permite que lo uses en el momento del día que quieras.

Es largo hasta los tobillos por detrás (mi altura: 1.70)

 

Amazon

Os vuelvo a dejar el enlace aquí. Lo tenéis en tres colores.

Yo personalmente soy más clásica y me tiro a un lunar blanco sobre negro en cuanto lo veo, pero después de habérmelo puesta ya tres veces me han entrado unas ganas terribles de ir a por el marrón.

Hay desde la talla 42 a la 50 (con su propia traducción a cm).

A mí me tardó en llegar unas dos semanas, quizá algo menos pero me lo dejaron en el buzón en vez de en mano y tardé en descubrirlo.

El precio creo que es una pasada porque la calidad y el diseño son muy superiores.

Nota

La única pega que le pongo es que los tirantes están cosidos de manera un poco rara. No quedan completamente rectos, pero no es algo que te impida lucirte con el modelito a muerte. Así que solo os lo destaco para que no creáis que el vuestro está mal o algo, queda un poco chueco, pero no es realmente diferencial (en las fotos, como veis, ni se nota).

A mí con el precio (sin contar el envío) que tenía me esperaba cualquier cosa y me ha sorprendido muy gratamente. Me siento preciosa con él puesto y creo que os pasará a muchas más lo mismo que a mí. Me ha parecido todo un acierto y una gran combinación de vestido de lunares, ideal y a buen precio.

Un buen labio pintado, un pendiente con aires de feria y alegría veraniega. Yo le doy un 8.

Desprender lo bella que te sientes

 

Complemento anti rozaduras

Todo vestido, en mi caso, lleva asociado una solución para evitar el roce de mis muslos. Y en este caso me aventuré a comprar una versión low cost de Amazon de las bandelettes.

Yo me las compré en beige porque si por algún movimiento poco medido se me ven, me gusta que sea un visto y no visto de “piel”. Las hay en blanco y negro también y puedes comprar uno o dos pares.

Las tallas van de la letra A a la F en base a los cm de contorno de tus muslámenes. Yo me compré la E porque mis cm estaban a la mitad del intervalo de la letra.

Mi reco es que te compres la talla anterior. Yo prefiero que me queden más ajustadas que exactas para no andar rayada de si se me van a caer o no (aunque sepa que llevan una tira para sujetarse tanto arriba como abajo).

La segunda vez que me las puse (a los dos días de la primera) una de las bandas andaba menos sujeta.

Las he lavado y vuelto a poner y han vuelto casi casi a su forma original, con lo cual bien porque se volvieron a ajustar de nuevo más a mi muslo y la tira de sujeción no ha perdido la adherencia todavía. Sin embargo, al tiempo se vuelven sueltas como la segunda vez que las usé.

Ha sido la primera vez que usaba unas de estas y mi experiencia ha sido positiva porque me ha gustado la solución, pero negativa porque estas no son las más adecuadas para mucho trote. Hay bastantes versiones más (de las que hemos hecho reviews) con las pretendo aventurarme porque me gustó la experiencia de no asfixiarme con unos “pantalones-faja” hasta los pechos. Por ahora, y hasta entonces, seguiré con ellos porque me temo que estas no me van a durar muchos asaltos.

Mi nota, un 5. Precio ajustado, gustosas al tacto, pero poco duraderas.

 

 

 

Compartir:

Login