Soy una loca del bronceado, lo reconozco. El problema es que en cuanto llego de la playa a la estepa castellana ya me empiezo a rallar con que se me está yendo el moreno. Por eso con los años he ido perfeccionando mi técnica para que el color «cola cao» me dure todo el tiempo posible y alargar mi bronceado hasta el infinito y más allá. También os digo que no podemos esperar milagros y tarde o temprano (mejor tarde) se acaba difuminando, pero lo bueno de estos trucos es que también ayudan a que nuestra piel esté más hidratada, jugosa y bonita.

  • Toma bien el sol. Esto es una ley universal: si te pones morena de manera correcta, te durará más tiempo. ¿Y cuál es la manera correcta? Pues echándote la crema de manera uniforme, es decir, protegiéndote SIEMPRE y no dejando ni un solo rincón de tu piel sin factor solar.
  • Exfoliate una vez a la semana. La gente piensa que exfoliar la piel quita el bronceado, pero esto es solo un mito. La exfoliación nos ayuda a eliminar las células muertas y estimula la producción de colágeno, por lo que nuestra piel estará más iluminada, flexible y bonita.
  • Hidratate SIEMPRE al salir de la ducha (que da menos pereza, por lo menos a mí) y no olvides echarte un aftersun. Además hay algunos que prolongan el bronceado, así que matas dos pájaros de un tiro.

  • Consume alimentos ricos en betacarotenos. Por ejemplo las zanahorias o los tomates… Son súper refrescantes y ayudan a que tu moreno aguante más tiempo. Otros alimentos que ayudan a alargar el bronceado son el salmón, el aguacate, el melón, la soja…
  • Bebe agua. Así evitarás que tu piel se pele o que esté reseca, logrando un bronceado mucho más duradero. Si estás hidratada por dentro se refleja fuera.
  • Un par de dias a la semana utiliza aceite para hidratar tu cuerpo. Suena muy engorroso, pero la piel queda muy suave si sabes escoger el producto adecuado. Lo que yo hago es esparcirme y masajearme con aceite de coco antes de salir de la ducha. Luego me seco con la toalla y mi piel queda nutrida (y la toalla con olor a coco). También me gusta mucho el aceite de aguacate, pero tiene un olor más fuerte.

¿Tú tienes algún truco para alargar el bronceado?