Lifestyle

¿Estás embarazada? La pregunta que a todas las gordas nos han hecho alguna vez

“¿Y tú de cuanto estás, bonita?”

Mierda! ya estamos otra vez con la preguntita de marras y yo tengo un microsegundo para pensar qué responder, aunque lo único que me apetezca en realidad sea ponerme a gritar: NO ESTOY EMBARAZADAAAAAA, SOLO TENGO TRIPA!!!!! Y SÍ, SEÑORA, COMO FATAL Y ACABO DE MERENDARME DOS BIG MACS.

Creo que es uno de los horrores máximos a los que las chicas con tripa o incluso con solo algún michelín de más, tenemos que enfrentarnos de vez en cuando. Normalmente te lo pregunta gente que no te conoce mucho: la pescadera, una conocida de la madre, un señor que se te sienta al lado en el bus. Lo que, la verdad sea dicha, hace que se convierta en una situación todavía más incómoda.

t4amyp

Ya sé que seguramente no lo hacen con mala intención, pero considero que es algo que no tienes por qué preguntar y menos, si es alguien que no conoces. ¿Tan difícil es quedarse calladito? ¿Tanto les va a cambiar la vida saber si estoy embarazada o no? 

– Señora mayor que habla con mi madre mientras yo la espero apartada mirando al infinito, si mi madre no le ha contado nada, no cree que igual no hay nada que contar??!!

– Señor que está sentado a mi lado, no le conozco de nada, ¿no me puede dejar tranquila? ¿en serio le importa si estoy embarazada o no?

Volvamos a ese microsegundo en el que se te pasan mil y una ideas asesinas por la cabeza. Siempre acabo contestando algo medianamente cortés pero muy seria, depende de la persona intento no ser muy cortante. ¡Qué rabia! Encima que el impertinente es el otro hay veces que hasta me siento mal por él. Ahora ya tengo mi respuesta estándar  “Ja-ja, ya, pues no, es que tengo tripa y encima no ando estirada, je-je”. Es en ese momento en el que a la otra persona se le debería caer la cara de vergüenza, pero a veces hay ocasiones que ni te piden perdón y te miran como pensando “pues adelgaza mi-chica”. O incluso intentan hacerte ver que es inevitable que te lo pregunten: “Es que con esos vestidos que llevas, que parecen de premamá” ,“Ah, pues tendrás que empezar a andar mejor eh!? Que así se te ve mucha tripa”. ¡¡ES QUE TENGO TRIPA!!

t3zooey

Con lo fácil que sería pararse a pensar antes de hablar, cuántos malentendidos y situaciones incómodas se podrían evitar. No todas somos igual de fuertes o tenemos la capacidad para que nos resbalen los comentarios, con lo que lo que para unos es una pregunta inocente para otra persona puede suponer una pinchadita más a su autoestima. Y para las que seamos capaces de pasar de estas bobadas pues lo mejor es saber sacarle partido con humor a esas situaciones chungas:

“Ay, que estás embarazada! Siéntate mujer”

(sonrisa interior maligna de venganza por todos esos momentos incómodos)

“Muchísimas graciaaaaaaaasss” y aposentar el pandero gustosamente durante todo el trayecto. ¡Algo bueno tenía que tener!

t2adele

Compartir:

Login