Ay amigas, cuánto juego nos dio este programa. A mí me pilló en la Adolescencia y reconozco que renunciaba a mi vida social por pasarme las tardes viendo «El Diario de Patricia» por lo rocambolesco y fascinante de las historias. Nunca sabremos cuánto hubo de verdad y mentira, pero de seguro que la mayoría conocéis unos cuantos de los personajes más míticos. Aquí os presentamos una lista de los mejores momentazos del Diario de Patricia. Id cogiendo palomitas.

 

La embarazada por una inyección

Esto es simplemente pura fantasía. El chico se creyó que su novia estaba esperando un hijo suyo aunque no habían tenido sexo porque ella se había inyectado un espermatozoide de él con una jeringuilla.

Pero aún hay más. El tío se autodefinía como primo de David Civera y deleitaba a los presentes con una canción en vivo y en directo para proponerle matrimonio a la chica que le había engañado. Ella responde a todo con total seguridad, aunque no sepa si lleva con él 1 año o 1 semana. La presentadora no sabía si reir o llorar.

https://www.youtube.com/watch?v=LweBAUQQSLY

 

El chico que quería perder la virginidad y Alba la stripper

Hoy veríamos como algo abominable que hicieran un programa para que alguien se desvirgue, pero en el Diario de Patricia todo valía. A este chico le buscaron 3 posibles citas, cada cual más diferente, pero sin duda la que se llevó la fama, fue Alba, la stripper que quería hacerlo en una moto.

 

 

María del Mar: «mis amigos me llaman fea»

Sus amigos fueron al programa a decirle a la chica que se arregle, que es un moscardón, que liga porque es una facilona y difícil de mirar. Lo peor de todo es que ella acaba dándole las gracias a sus amigos. Pues con amigos así no se necesitan enemigos.

 

Yolanda a su madre: «Si me vuelves a gritar, te meto un calcetín en la boca»

Su madre le hacía infeliz porque le gritaba y no recordaba su cumpleaños. Yolanda iba para dialogar, pero en realidad sólo habla ella todo el rato mientras su madre se parte el culo. Si lo llega a saber, no nace.

 

 

Me fascinan los muertos

Esta señora pensionista tiene una devoción por la muerte, pero especialmente por «los fiambres». Roba calaveras del cementerio, se cuela en los tanatorios y persigue a las ambulancias para ver si hay muertos. Está como una cabra y a mí me encantaría ir al bingo con ella.

 

«Mamá, ¿quieres saber a lo que me dedico?»

Rubén va al Diario de Patricia a decirle a su madre a lo que se dedica. Ella sólo sabe que está en un ciber pero la realidad es que es prostituta de lujo para pagarse sus caprichos. Mamá, quiero ser puta.

 

El niño que fumaba para ligar

Juventud, divino tesoro. Hay niños que ligan siendo románticos, otros siendo los más gallitos y otros como Rubén fumando. Un paquete al día, por hacerse el chulo. Él prometió que lo dejaría, por su madre, y por su amor a Patricia. ¿Lo habrá conseguido?

 

El chico agresivo que se cagaba en su puta madre

Juerguista, vago, faltón y con mucho pronto (todo lo que una madre siempre pudo desear). Su madre lo lleva al programa para pedirle que cambie su comportamiento pero a él le salen los mil demonios y sale del programa cagándose mil veces en su puta madre.

El heavy que cantó Gangrena

¿Os acordáis de él, verdad? Fue al Diario de Patricia para popularizar la música heavy metal en España y Patricia le pidió que se pusiera de pie y cantase una canción suya. El resto ya es Historia de España.

 

«Llevo el coño aireado 24 horas»

Bianca es una mujer transexual que fue al Diario de Patricia no sé muy bien a qué, pero lo importante era hablar de su coño. De que no llevaba bragas y de que lo llevaba aireado 24 horas al día. Y como estaba hasta el coño de aburrirse, le dijo a Patricia que se iba y de paso «pues mírame to el coño». ¿Quién no lo ha dicho alguna vez?

 

Los ataques de risa de Patricia

Si algo se ha caracterizado el programa original era por los ataques de risa de Patricia que contagiaban al resto del público y la hacían llorar y ser incapaz de seguir con el programa. Aquí uno de ellos en los que se descojonaba con un hombre disfrazado de gato que venía a pedirle a la mujer que le prestase más atención a él que a sus gatos.

 

Sabemos que este programa dio para mucho y hay millones de historias pero nos es imposible recopilarlas todas en un sólo post, así que contadnos, ¿cuáles son vuestras favoritas?

 .

@LuciaLodermann
 .