Llevas toda al vida viendo pelis de Disney, dando rienda suelta a tus emociones ya fuera llorando a moco tendido o cantando sus pegajosísimas canciones, pero ¿te has parado a pensar en que las protagonistas femeninas casi siempre sufren desequilibrios mentales que requieren la ayuda de un especialista?

1.- Bella, la zoofílica

Que sí, que la belleza está en el interior y todo eso. Pero una cosa es una cosa, y otra cosa ya son dos. Es la versión glamurosa del pastor y la oveja. Para hacérselo mirar.

giphy (6)

¿Que no es humano? Pues a mí me parece que tiene lo suyo.

2.- Ariel, la acaparadora

Esta chica tiene un problema y se llama síndrome de Diógenes. No es normal la que tiene montada en el trastero. De lo de vender su voz al equivalente del diablo en el mundo submarino por un tío que ha visto 30 segundos, mejor no hablamos. Bastante tiene la pobre.

giphy (7)

Premio!! Otra puta mierda para mi colección.

3.- Cenicienta, la sumisa          

Lo de esta chica es un auténtico drama. Lo raro sería que estuviera cuerda. Mueren sus padres, su madrastra se apropia de la casa y la esclaviza, sus hermanastras más tontas que Pichote le hacen la vida imposible, ella se vuelve tan loquer que se hace amiga de los ratones de la casa, se enamora perdidamente de un señor que ha visto lo que duraba un vals y él no se acuerda ni de su cara, que tiene que andar buscando por todo el reino un pie que encaje en un zapato que no transpira. Telita.

giphy (8)

Oh, sí. Más ropa hedionda, por favor.

4.- Aurora, de resaca

Esta muchacha salió un miércoles y volvió un jueves y en medio le pilló nochebuena y nochevieja. Lo que se dice una gambitera como está mandado. El problema es que la resaca ha entrado en bucle, se le ha ido de las manos y necesita un maromo que le traiga un ibuprofeno para poder levantarse de la cama.

giphy (9)

Te podías haber pasado por el McAuto, leche.

¿Has identificado algún personaje de Disney que también necesite ayuda?