Cada vez se lleva más el efecto «cara lavada» pero con unas pestañas de infarto, y para ello desde hace un tiempo es habitual acudir a tu centro de estética de referencia a ponerte las conocidísimas pestañas postizas o a hacerte un «lifting» con las tuyas propias.

Sin duda éste último tratamiento es uno de los que dejan un efecto más natural, puesto que se trata de alargar tus propias pestañas creando una ligera curva hacia arriba, consiguiendo mayor longitud.

Bueno, pues desde hace un tiempo vengo viendo por diferentes RR.SS. a chicas que se lo hacen ellas mismas en casa, así que me decidí a probar yo misma.

Puedes comprarlo aquí

Nunca me había hecho absolutamente nada en las pestañas, y tengo que decir que no es que las tenga yo ni muy largas ni muy densas precisamente, así que había que intentarlo.

Para ello me atreví con el kit de elevación de pestañas de Iconsign, que ahora mismo en Amazon está a 25’99€. Aquí os dejo una fotito de todo lo que trae el kit.

iconsign

Como podéis ver el kit viene super equipado, y lo mejor de todo es que te da para hacerlo de 10 a 13 veces.

Contenido del kit:

  • Trae un manual en inglés y con dibujos explicativos que está bastante bien, pero mi recomendación es que veáis antes tutoriales en internet. Hay un montón de esta marca en concreto, de chicas haciéndoselo a sí mismas y de la propia casa. Os dejo uno por aquí que no se lo hace a una misma, pero para ver los pasos está genial:

  • Un par de parches para el párpado inferior (es la bolsita dorada). Yo no los utilicé… entiendo que para hacérselo a otra persona será estupendo, pero para hacérmelo a mí misma no lo veía.
  • 5 pares de gomas de silicona para pegar en el párpado móvil. Que es sobre lo que pegarás tus pestañas para aplicarles el producto. Trae 5 tallas diferentes, que no van en función tanto del tamaño de tu ojo/párpado, sino de la longitud de tus pestañas. Esto puedes recortarlo sin miedo para acomodarlo a la medida de tu párpado.
  • 5 barritas para la aplicación de los productos y la limpieza final de las pestañas.
  • 10 peines de pestañas.
  • 3 brochas de permanente rígidas con forma de «Y» para estirar sobre el párpado las pestañas.
  • 1 pegamento perming.
  • 4 botecitos de productos a aplicar (agente limpiador, perming, fijador e hidratante).

Según el tutorial que veas puede parecer una locura a hacerte a ti misma esto, pero la verdad es que no es tan complicado, puede que haya que ser un poquiiiito manitas pero no me parece tanto eso como que haya que tener paciencia.

Y digo lo de la paciencia porque yo carezco de ella, lo que me llevó a acabar con un párpado con pegamento por encima de mis posibilidades.

Una vez que te apliques el pegamento, déjalo actuar un ratito hasta que se pegue al párpado, lo acabará haciendo, no hace falta que eches medio bote en el ojo (ejem…). Y cuando pegues las pestañas lo mismo, una vez que aplicas el pegamento no es inmediato, péinalas con calma y poco a poco se irán pegando.

Resumidamente el tratamiento se basa en:

  • Lavar bien tus pestañas.
  • Pegarlas al lift pad (en el párpado móvil).
  • Echarle el «#1 perm», taparlo con film y dejar reposar entre 8 y 10 min.
  • Echarle el «#2 fixation», taparlo con film y dejar reposar entre 8 y 10 min.
  • Limpiar las pestañas y retirar el pegamento y el lift pad del párpado con el «#3 cleaner».
  • Peinar las pestañas con el peine y el «#4 nutrition».

No es un proceso largo al contrario de lo que me esperaba, más allá de las esperas mientras actúan los productos.

Puedes comprarlo aquí

La única nota mala que le pondría es el olor horrible del «perm», pero vamos, que como cualquier permanente de peluquería… es inevitable.

Tengo que reconocer que al ser la primera vez que lo hago y ser una «cagaprisas» no estuve más de 8 min con los productos aplicados por lo que la próxima vez que lo haga (porque todavía me quedan por lo menos nueveeee) seguro que será con más esmero y paciencia.

Así que para ser la primera vez, y teniendo en cuenta que no tengo las pestañas de una Kardashian, aquí os dejo mi antes y después, aunque las fotos no hacen justicia al resultado.

ojos

(Arriba todavía no las tenía desmaquilladas por completo por eso hacen un efecto más denso, y abajo están «pegadas» por la aplicación del producto de nutrición»)

¿Lo recomiendo?

Sin duda. El resultado me gustó mucho, se nota y en estos tratamientos se va haciendo más notable con el tiempo.

¿Os atrevéis a probarlo?

Y como broche final os dejo un vídeo express de cómo me fue mientras me aplicaba el producto y lo contenta que me quedé.

 

Puedes comprarlo aquí

Post NO patrocinado

Enlace de afiliado

Marta Freire @martafreirescribe