Lifestyle

Pool parties sin gordas, por favor, que quedan feo

Ha llegado el verano por si algún despistado no se ha dado cuenta y con él pues cosas muy bonitas, como ir a la playa, al chiringuito, desnudarse, ir fresquito… Y las pool parties ¿Esto qué es? pues una fiesta en la piscina de toda la vida pero que dicho en ingles queda más fashion, chica.

Todas las marcas y revistas las organizan en hoteles, y llenan sus piscinas de famosas  e influencers con bañadores y bikinis monísimos pero… hay algo que me llama poderosamente la atención y es que no hay ni una puñetera gorda en las pool parties de las narices, ni una.

 

Porque claro supongo yo que una gorda rompería claramente la estética de la fiesta con su bañador o su bikini XXL. O vaciaría la piscina al tirarse en bomba ( todo el mundo sabe que las gordas siempre nos tiramos en bomba a la piscina, no lo podemos evitar, somos incapaces de bajar con estilo por la escalera como las otras). O si no pues se comería todo el catering. Aunque fueran zumos verdes de esos de muchas vitaminas y comida fit, porque las gordas lo que queremos es comer, nos da igual lo que sea con tal de zampar. Además de ser unas maleducadas y egoístas que no pensamos en que los demás también pueden tener sed o hambre ¡Pero si los flacos no comen, que más da!

Otro motivo que veo importante es que claro, como las gordas ocupamos más, según lo que peses estás ocupando en espacio de dos o tres famosas flacas. Y entonces parece que hay menos gente.

Luego también estas fiestas están cuidadas al milímetro. Todo es bonito, todo hace conjunto, todo es agradable de ver. Y chica la verdad, una gorda pues agradable, lo que se dice agradable no es. Para que nos vamos a engañar. Una pool party con gordas sería una auténtica ordinariez.

Las gordas hunden los flotadores.

Porque eso es otra, todo el mundo sabe que las gorda son ordinarias, esos pechos tan grandes no son finos, esos muslos que se rozan, no tienen clase y las pool parties, pues son muy fashion, total que no pegan y ya está. No tengo nada más que decir.

Y después de escribir todo este post que aclaro para los que no sabían que ya era verano que es irónico de principio a fin hasta este mismo instante que cambia a decir lo que pienso en realidad. Es que seguimos con la hipocresía de la inclusión de todos los cuerpos, del moviento body positive, pero cuando hay que desnudarse y quedar bien en la foto, ahí de repente se nos olvida la invitación de la gorda, porque seguís pensando que no queda bien, que va a desentonar  o que va a estropear vuestra foto fashion de portada. Pues sin decir nada más creo que una imagen vale más que mil palabras.

Si esto no es una pool party llena de gordas con un outfit maravilloso, que quedan igual de monas que si fueran flacas, pues es que estáis ciegos o es que lo que os ciega es la gordofobia que tenéis. Fin

 

 

Compartir:

Login