Belleza

Probamos 9 peinados con bandanas para petarlo este verano

Hace unos días, con la llegada del solecito y las ganas de lucir palmito, me di cuenta que numerosas revistas y webs, especialmente dirigidas a nosotras, me aconsejaban y me animaban a decorar mi desordenada melena con bandanas (dícese del pañuelo de toda la vida). Pues bien, en casi todas era lo mismo: recopilación de fotos monísimas, vía Instagram o Pinterest, de chicas preciosas, con las mechas, las ondas y el flequillito perfectamente colocado bajo un pañuelo que ya os digo yo que no se lo han colocado ellas. Y claro, tú te creas una falsa ilusión que cuando te encasquetas tu bandana preciosa pareces a tu abuela cuando iba a vendimiar más que una it girl  camino a Coachella. Y eso no es. Así que un día se me ocurrió enseñaros fotos reales, de chicas reales con sus encrespamientos, sus canas y sin estilistas de por medio con peinados para lucir –o no- este veranito con tu cepillo alisador.

Y las Genaras nos pusimos al lío:

Los Básicos

Para empezar os vamos a enseñar alguno de los más básicos y fáciles de hacer:

Coleta alta con lazo

También puede hacerse con una coleta baja, of course.

 

Para este peinado el mejor pañuelo es uno cuadrado de dos palmos más o menos. Solo tendréis que doblarlo por la mitad formando un triángulo, y enrollarlo empezando por la punta. Una vez tenéis el pañuelo enrollado lo atáis encima de la goma de la coleta haciendo un nudo y dejáis caer los extremos.

El dürum

Así lo bautizó Altagracia,

 

 

Consiste en hacer del pañuelo una especie de coletero ancho. Se enrolla el pañuelo alrededor de la coleta, doblando el pañuelo con la anchura que queráis y se ocultan los extremos por debajo.

El pirata

No tiene mucho misterio, doblamos el pañuelo en un triángulo y colocándolo en la frente se anuda en la cabeza, a la altura del cogote. La punta se oculta con el nudo. Para este peinado que se ve mucho el dibujo del pañuelo, fijaos en elegir la parte más bonita o que contenga los colores que mejor os vayan con el resto del outfit.

El rockero

Este es muy típico de los festivales, y más fácil, imposible. Enrolla el pañuelo del mismo modo que en los dos primeros y colócatelo a la altura de la frente. Procura hacer un nudo bonito y oculta los extremos por debajo.

 

Turbantes

Estos que os vamos a enseñar  a continuación son un poco más complicados, pero con un poco de práctica nada que no podáis hacer.

Turbante cascada

Para este tipo de peinado cambiaremos a un pañuelo más largo pero no muy ancho. Consiste en poner el pañuelo a modo de cinta y anudarlo en un lado con una sola lazada.

Pasamos el pañuelo por detrás de la cabeza, colocándolo en la frente a la altura que mejor nos convenga. En el lado donde realizaremos el nudo, cruzamos los dos extremos. Y para finalizar, hacemos un lazo pero solo pasando una de las lazadas.

 

Turbante con nudo

Parecido al anterior, pero anudando todo el pañuelo en un nudo a un lado.

 

Colocamos el pañuelo sobre la frente dejando uno de los extremos más largo que el otro. Lo cruzamos y lo atamos realizando un  nudo similar al del turbante cascada. El otro extremo lo vamos anudando para que quede recogido.

Turbante cubrecabeza

Este es muy chulo y, con un poco de práctica, no resulta tan difícil como parece. En esta ocasión necesitaremos un pañuelo típico de cuello, largo y ancho.

 

Lo doblaremos por la mitad y lo colocaremos cubriendo toda la cabeza, en la parte delantera lo cruzaremos una vez, dirigiendo los dos extremos de nuevo hacia la parte de atrás de la cabeza donde volveremos a cruzar y anudaremos delante procurando realizar un nudo bonito. Los dos extremos del nudo los esconderemos. Si ha quedado algún pelo sin cubrir lo taparemos.

 

 

Turbante-diadema

Este es uno de mis preferidos, por delante tiene un efecto diadema, pero en lugar de esconderse por debajo del cabello, te cubre parte de la cabeza:

Con un pañuelo largo, se coloca en la parte de atrás de la cabeza, llevándolo a la parte delantera. Los dos extremos se cruzan dos veces, sin anudar, creando ese «nudo» típico. Para acabar los extremos se anudan en la parte de atrás escondiendo el nudo.

 

Bonus track: el tipo de tejido influye mucho en el resultado del peinado y, sobretodo, en lo que os vaya a durar. Los pañuelos de seda son muy agradables al tacto y muy bonitos, pero resbalan con mayor facilidad y dificulta la colocación. Para este tipo de peinados es mejor que uséis de algodón o de tejidos sintéticos. Además, podéis ayudaros con horquillas para mayor sujeción.

 

Trendana

Otro de mis favoritos. Le he bautizado como Trendana por lo de trenza con bandana. Lo primero que hay que hacer es atar el pañuelo a un mechón del cabello. Una vez tenemos el pañuelo atado dividiremos el cabello en dos mechones, ya que la tela será el tercer «mechón», e iremos cruzando los mechones como en una trenza normal de tres. Al terminar la trenza, utilizaremos el extremo del pañuelo para ocultar la goma. Nosotras ocultamos el nudo de arriba con un mechón de delante ayudándonos de una horquilla. Si lo atáis más oculto mejor quedará.

 

Espero que os haya gustado y si os animáis a practicar ¡contadnos qué tal os han salido!

 

Con la colaboración especial de Altagracia, la otra Genara  ♥

Compartir:

Login