Soy una seriéfila. No voy a decir que sea una buena crítica porque soy emoción pura y no puedo hablar con absoluta objetividad acerca del guión, los actores, la ambientación… pero sí de lo que las series me provocan. Y estas series hacen que me acuerde  de mis amigas. Que me vea reflejada en cada una de sus historias. Hacen que quiera vivir con ellas lo que veo en la pantalla. En definitiva, que me sienta muy afortunada por tenerles en mi vida y hace que les escriba para recordárselo. Por todo ello, os recomiendo verlas o volver a verlas. 


  1. The bold type (en Amazon Prime):

No confiaba mucho en esta producción porque me la describían como “drama juvenil ambientado en una revista de moda”. Me recordaba a “Betty la Fea” pero entre guapas y nada más lejos de la realidad. Muestra la vida de tres compañeras de trabajo: Kat, Sutton y Jane Sloan. Es una serie con un gran alegato feminista, que muestra problemas sociales relevantes, la ambición de las mujeres en el ámbito laboral y el rol inspirador de la mujer en puestos directivos. Y entre todas estas cosas, la amistad entre mujeres en su sentido más puro. Refleja los problemas que pueden surgir (amorosos, sexuales, laborales…), el apoyo que siempre tendrás y la inspiración que desprenden las mujeres fuertes que te rodean. 


  1. Sexo en Nueva York: (HBO)

Las icónicas SAMANTHA,MIRANDA, CARRY Y CHARLOTTE. Diosas todas ellas, pueden gustarte más o menos en función de la época en la que entiendas escritos los guiones. Pero una cosa es indudable tras verla: la amistad lo vale todo. Cada uno de sus capítulos te transportan a una Nueva York elegante e inspiradora: Cosmopolitan nocturnos, brunch los domingos, follodramas  actuales, situaciones en las que podemos vernos identificadas… ¡y mucho amor entre amigas muy diferentes!

“Chicas, para Carrie vosotras sois el amor de su vida; cualquier tío tendrá suerte si queda en cuarto lugar”.

“Chicas, para Carrie vosotras sois el amor de su vida; cualquier tío tendrá suerte si queda en cuarto lugar”.


  1. New Girl.

Cece y Jess, Jess y Cece. Me recuerdan a mi mejor amiga y a mí desde los tiernos tres añitos. Cada una de ellas son muy diferentes tanto físicamente como en personalidad. Cece, modelo y Jess profesora de infantil. Cece, la amiga alocada, impulsiva, la que vive al día. Jess, más convencional, la cabeza de la pareja. Inseparables. Graciosas a más no poder. No podrás dejar de pensar en lo mucho que quieres a esa amiga que ha crecido a tu lado y te ha hecho ser quien eres.

4. Friends. (Netflix)

Friends será siempre el mejor referente de esta temática. Si no la has visto más de dos veces, estás haciendo algo mal en tu vida.  Todos son muy buenos amigos pero sí hablamos de “mejores entre mejores” tenemos a Rachel y Mónica ( You are the Monica to my Rachel). Se conocen desde pequeñas pero sus caminos se separan para volver a encontrarse unos años después. A lo largo de la serie vas a encontrarte con momentos en los que desearías encontrarte con tu mejor amiga.

5. Gossip Girl (Netflix)

Blair y Serena, polos opuestos, una relación de amor-odio entre amigas. No voy a decir que esta relación me haya gustado siempre y en todos los capítulos, pero hacen que la serie sea mejor. Celos, traición, enfados innecesarios, perdones, chicos, que no te gusten los chicos de tu amiga, que te gusten demasiado, crecer juntas pero seguir caminos diferentes… B&S, S&B, ¿te las vas a perder?