La era de la comunicación digital es maravillosa. Ofrece oportunidades que antes no podíamos ni imaginar. Sin ir más lejos, las paranoias mentales de una cualquiera, como puedo ser yo misma, que hace veinte años nunca habrían salido del cajón donde escondía mi diario, ahora son compartidas cientos (¡o miles!) de veces a través de la red. Un mundo, un universo, infinitas cuerdas de posibilidades que se abren ante todos y cada uno de nosotros, a diario. Para dar y recibir. Para absorber y regalar. Bendita magia de internet. Bendita y maravillosa tecnología que nos regala tanto cada día… Hasta que ves a tu mejor amigo publicando una absoluta gilipollez en su muro, y dices “Pfffffff… No vuelvo a mirar el Facebook”. Y tienes toda la razón. Y la volverás a tener mañana, y al otro. Un zasca tras otro. Por eso, hoy presentamos…

13 PODEROSÍSIMAS RAZONES PARA CERRAR TU CUENTA DE FACEBOOK (porque diez eran pocas).

  1. Los gatos.

Mira, que sí, que son monérrimos, pero da igual cuál fuera tu relación con ellos antes de FB: si te encantan, quedarás hasta el mismísimo minino acostado de ver fotos y vídeos por todas partes. Si los odias, sentirás la urgente necesidad de adoptar un gatete. Si ves gatos contra pepinos, estás perdido.

catvscucumber

  1. Las respuestas a los comentarios.

No te bastaba con perder el tiempo viendo publicaciones absurdas. No te bastaba con perder el tiempo leyendo los comentarios de las publicaciones absurdas. Ahora tienes que perder el tiempo leyendo las respuestas a los comentarios de las publicaciones absurdas. ¿Te das cuenta de que corres el peligro de terminar de leer un día y descubrir que tienes siete años más? Piénsalo.

voy a leer inmundicias

Voy a leer inmundicias

 

  1. Pokémon Go.

¿Sabes la cara que se les quedó a Romeo y Julieta cuando descubrieron que el uno era Montesco y la otra Capuleto? Pues es un poco así cuando tú y tu mejor amigo/a os descubrís en FB, uno flipando cazando Pokémon y empollando huevos y otro venga a poner memes llamándote (sin querer) borrego. ¿Y ahora qué hacemos? ¿Nos tomamos un traguito?

pokemongo

  1. La doble moral.

Líbrete Odín de que se te vea un pezón amamantando a tu hijo, o algo un poco gráfico en una foto de tu parto (que es que ya te vale, dejarte hacer fotos mientras estás pariendo), como puede ser… Qué sé yo, un poco de sangre o la chirivía sin depilar, porque entonces la foto a la basura y tú a la censura. Pero a ver, ¿una niña de trece años en tanga con el culo en pompa? ¡Eso es bonito de ver! ¿Un absoluto figlio di puta apalizando a un perro? Pues es que seguro que el perro ni siquiera tiene cuenta de FB… ¿Qué más da?

shit everywhere

  1. Los gatos.

Están por todas partes.

cats1

  1. Los archienemigos.

Dicen que la forma más fácil de encontrarte por la calle con quien no quieres es salir de casa con tus peores pintas. Facebook hace que tus peores pintas estén disponibles full time para todo el mundo. Tú antes borrabas a una persona de tu vida, y la borrabas. Y prácticamente no existía forma alguna de que indagaras en su vida sin contar con espías o hacer el ridículo, y viceversa: esa persona no volvía a saber de ti si tú no querías y/o sin hacer el ridículo. Ahora te jodes, porque el equivalente en la red a salir de casa con pintas es que te echen del curro, lo cuentes en FB y ¡ops! lo has compartido públicamente. Y sí: lo ha visto.

arch enemy

  1. Los sorteos.

Participas en todos. ¿Cuántos te han tocado? Nada que añadir, Señoría.

gana el cero

  1. Los recuerdos.

¡Maldito seas, Mark Zucherberg, miserable bastardo! ¿Recuerdos? ¿En serio? ¿Todos y cada uno de los días de mi vida me vas a estar recordando que hace ya equis años que compré el coche o que mi hijo aprendió a nadar? Te quitas el reloj para que no te estrese el tiempo, y te pones a mirar los recuerdos de FB. Cró-ni-co.

reloj atrapado en el tiempo

  1. Los gatos.

En serio. Por TODAS partes.

cats2

  1. La publicidad espía.

True story: le mando a mi chico vía Whatsapp “Cari trae condones”. Abro FB y todo petao de anuncios de Durex. Me cago en tó. Uranio empobrecido le voy a pedir la próxima vez. Verás qué risas.

make it stop

  1. Tus amigos.

Tus amigos son tus amigos. Y los quieres la mayor parte del tiempo. Y cuando sabes que en un tema, uno importante, uno de esos controvertidos (y en cuyos fangos no voy a meterme hoy) con un amigo, no estás de acuerdo, tienes dos opciones: evitar el tema o mandar al amigo a la mierda. FB, muy a menudo, elimina la opción número uno.

arch enemy 2

  1. El eterno aludido / La eterna aludida.

– La gente es idiota.

– ¿¿¿¿¿¡¡¡Lo dices por mí!!!?????

Sabes de qué hablo, ¿verdad?

 

its a trap

 

  1. Yeah. Gatos. Cats. Everywhere.

 

cats3

 

Pero, ey, calma. Lo que ahora es “No vuelvo a mirar Facebook” antes se decía “Quién me mandaría a mí levantarme de la cama”. Así que tranqui: la especie sobrevivirá.

Creo.