Lo primero que debes saber si quieres hacerte cualquier tipo de fotodepilación es que la fotodepilación es todo. La mayoría de personas creen que el láser es una cosa y la fotodepilación otra y no es así. Fotodepilación es cualquier depilación hecha con luz, sea láser ( diodo, alejandrita…) o no láser (IPL). Por lo que es la técnica de fototermolisis selectiva que destruye las estructuras que generan el pelo. La emisión de la luz es atraída por las zonas con más melanina (más pigmento) es decir el tallo del pelo y la matriz, dejando intactos los tejidos que los rodean.

Todas las técnicas funcionan para la eliminación definitiva del pelo, la diferencia es que en el láser la luz es de un solo color y sale en línea recta y todos los fotones viajan en la misma longitud de onda, y en la IPL (luz pulsada) la luz es mixta, compuesta de varios tipos de fotones que viajan a diferentes longitudes de onda, se desplaza en todas direcciones abarcando más zona y deja pasar un tipo de luz u otra depende del tipo de filtro que se le ponga.

 

Sabiendo esto ahora tocaría saber ¿que tipo de fotodepilación es la adecuada según tu tipo de piel y tu color y grosos del vello? 

Fotodepilación IPL: este método es generalmente uno de los más económicos, aunque es más lento y se necesitan más sesiones. La IPL es ideal para el vello más claro (exceptuando el rubio, pelirrojo y blanco que no se eliminan) y también para el vello más fino. Funciona mejor  en pieles blancas hasta fototipo III como máximo. En pieles oscuras no es tan recomendable ya que hay más riesgo de quemaduras. Lo bueno es que es casi indoloro, pero no funciona a todos los tipos de pelo.

Láser alejandrita: Lo ideal para este láser son las pieles muy claras o morenas claras, con el vello oscuro y grueso.  Es más doloroso pero es muy efectivo en este tipo de personas.

Láser de diodo: Lo bueno de este láser es que puede tratar casi todo tipo de pieles, por lo que si tienes la piel más oscura o mulata de fototipo IV y V, este será el más adecuado y también se adapta al color del vello, tanto si es más claro como si es más oscuro.
Láser Neodimio-Yag: Este láser emite a 1064 Nm y es más apto para las pieles bronceadas, sin embargo, es menos eficaz. Para tener mejores resultados necesita más potencia, por lo que es un sistema más molesto que otros. Solo se recomienda para vello muy grueso y profundo y pieles muy oscuras.

Láser  rubí: Emite a 694 Nm y la luz es roja. Solo es apta para pieles claras con vello oscuro. Actualmente  ya casi no se utiliza porque hay otros métodos mejores.

¿Cuantas sesiones tendré que hacer para que desaparezca el pelo?

Depende del método que utilices, si es Ipl entre 10 y 20 si el láser entre 6 y 10 generalmente. En el caso de la zona facial de las mujeres a lo largo de la vida y  al intervenir el problema hormonal generalmente se alarga el tratamiento y pueden salir pelos nuevos con los años sobretodo en la zona del mentón. Los hombres por la segregación de la testosterona en la zona de la espalda sobretodo puede ser que después de eliminar el vello, siga creciendo otro nuevo por lo que será más lento y habrá que hacer repasos anuales.

¿Se pueden realizar todas las zonas del cuerpo?

Sí, todas, incluso ingles, labios interiores, perianal, pezones… la única zona donde no se puede realizar es en los ojos por lo que las cejas por la parte de dentro no se puede. Pudiendo hacerse sin problema el entrecejo o la parte de la ceja que se extiende hacia la frente.

¿Que cuidados debes seguir mientras te realizas el tratamiento?

  • No depilarte con ningún método que arranque el pelo, si no rasurarlo con cuchilla o crema depilatoria, ya que se necesita que el pelo esté pegado a la raíz o sea en fase anágena, para tener un mejor resultado y hacer menos sesiones.
  • No debes exponerte al sol al menos 6 semanas antes de hacerte el tratamiento, aunque el equipo esté preparado para pieles bronceadas, correrás mucho más riesgo de quemaduras.
  • Tras la sesión deberás esperar mínimo una semana para exponerte de  nuevo al sol y lo harás con protección.
  • Hidratar mucho la piel tanto antes como después del tratamiento de fotodepilación ya que la luz deshidrata y puede resecar mucho la piel.

En verano olvídate de la fotodepilación. Es mejor hacerla de octubre a mayo.

Riesgos y precauciones que debes tomar con  la fotodepilación.

  • Quemaduras en la zona tratada. Es un  riesgo que corres con cualquiera de los métodos citados. Puede ser porque no se haya hecho el tratamiento correctamente o porque tu piel no reaccione bien al tratamiento, en cualquier caso las quemaduras son incómodas, largas de tratar y curar y casi siempre la piel vuelve a su estado natural. Depende  de la potencia del aparato serán más o menos profundas, por eso algunos métodos solo los pueden realizar médicos. Deberás informarte bien de quién  y cómo te realiza el tratamiento. Aunque por muy bien que te lo realicen ese riesgo siempre estará ahí y deberás asumirlo y seguir las instrucciones que te de el profesional para evitarlo lo máximo posible.
  • Foliculitis. En ocasiones, el nivel de eficacia es tan alto que se produce mucha destrucción de folículos y mucha melanina capilar carbonizada y se produce una foliculitis hasta que la piel se limpia de los residuos.
  • Medicamentos. Existen varios medicamentos que son fotosensibilizantes, eso quiere decir que mientras los estás tomando está absolutamente prohibido realizarte cualquier sesión de fotodepilación. Son algunos antibióticos, antidepresivos… muchas veces si es invierno el médico que los receta se olvida de decirte que no te puede dar el sol, pues menos aún una luz de un láser. Por lo que si tomas cualquier medicamento no habitual mientras te haces el tratamiento deberás informar al centro donde te lo realizas, ellos deben tener una lista o mirar el prospecto y sabrán si lo es o no y te dirán cuando puedes seguir con el tratamiento.

Y por último y no menos importante, elegir bien el centro donde te lo realizas y en las manos de quien te pones.

Hoy en día hay millones de centros que realizan fotodepilación, se hace en cualquier lado pero los centros deben de tener los permisos pertinentes.  Generalmente deben de ser centros de medicina estética para poder realizar láser, y la persona que lo realiza debe de estar titulada. Y para depende de que láser deberá ser médico. Las cabinas deben de estar preparadas para el tratamiento, no deben de tener ventanas, ni espejos para que la luz no pueda salir ni reflectar en tus ojos.  Y estar en una serie de condiciones y normas legales para realizarlo. Que no te de vergüenza de pedir toda esa información antes de realizarte ningún tratamiento, si el centro lo tiene todo en orden no tendrá problema alguno en mostrártela.

Solo se necesita dinero para comprar los mejores aparatos de fotodepilación pero se necesita mucho más para saber utilizarlos. Infórmate.