No sé si hacerle caso al corazón o a la razón