Diario de una gilipollas

  • Ana
    Ana on #211539

    Siempre he sido una chica con bastantes altibajos y una manera de hacer las cosas bastante peculiar.
    Desde que era muy pequeña dejaba claras evidencias de que algo no iba bien conmigo, o quizá solo fuese mi personalidad. Mientras los bebés normales dormían casi todo el día, yo dormía apenas seis horas. No podía estar quieta. Hasta los siete años me despertaba de madrugada e iba a la cama de mis padres porque tenía muchísimo miedo.
    En primaria siempre fui la más adelantada, aprendí a leer muy pronto, tenía que hacer otras actividades diferentes, y los profesores solían decirle a mi madre que deberían hacerme pruebas para ver si tenía altas capacidades, a lo cual ella siempre se negó (gracias, mami). Todo esto, junto con el bullying que recibía por mi color de piel hizo que me aislara muchísimo y que pasara los recreos encerrada en la biblioteca.
    Crecí con muchos complejos. Sin sentir que tenía amigas de verdad. Durante la secundaria tuve algunos problemas, pues empezaron los ataques de ira. Hacía cosas que ni yo misma me explicaba. Y comenzaron a llamarme bipolar (cuando la bipolaridad es algo mucho más serio que no tiene que ser burlado), pero fue una buena época porque comencé a hacer amigos, aunque fuese ya al final y seguía haciendo cosas raras.
    Mi madre me lo ha dicho varias veces. Que no entiende por qué hago lo que hago.
    Este último curso, segundo de bachillerato ha sido muy difícil, he estado muy decaída por algunas cosas que me han pasado y no tengo ganas de nada. Mis relaciones interpersonales siempre han sido intensas, pero no tanto como este último año y menos después de todo en lo que me he metido. Sentirme tan poco y tan vacía hizo que empezara a cortarme, cada vez de forma más violenta.
    Hace poco me diagnosticaron trastorno límite de la personalidad. Y me estoy obsesionando un poco con el tema. No quiero tener esto. Quiero ser una chica normal y no puedo porque a veces siento que mi mente es mi peor enemiga. Me da ideas estúpidas y me hace creer que todo el mundo me está abandonando, cuando en realidad no es así. Y me hace sufrir muchísimo esto. No he tenido un día tranquilo en muchos meses, pues mis pensamientos siempre me llevan a lugares oscuros, donde me quedo atrapada.
    Sé que soy muy joven, apenas tengo 18 años, y no sé nada de la vida, pero estoy muy desesperada por sentirme bien y no sé qué hacer. Tampoco podré seguir mucho tiempo con la psicóloga porque en un mes me voy a estudiar a Madrid y no creo que pueda permitírmelo, ya supone un gran gasto para mis padres estudiar tan lejos.
    El caso, ¿hay alguien que sufre este trastorno y me pueda ayudar? No sé, estoy desesperada. Quiero conocer a personas como yo para ver si eso me ayuda. O a cualquier persona. ¿Creéis que soy mala persona por todo lo que he hecho(ni de coña lo cuento) o es culpa del trastorno?

    Respuesta
    Loversizers
    Jefe de claves
    Loversizers on #211722

    Hola!

    Vamos a hacer un post con alternativas para las personas que no se pueden permitir pagar un psicólogo. Estate atenta porque seguro que te irá genial.

    Mucha fuerza bonita!

    Respuesta
Viendo 2 publicaciones - del 1 al 2 (de un total de 2)
Respuesta a: Diario de una gilipollas
Tu información:




Login