portadamousse
  • Vida sana

    Mousse de fresa sabor Calippo

    Share on Facebook344Tweet about this on TwitterEmail this to someone

    Como cualquier excusa es buena para juntar a los colegas el otro día organicé una cena de picoteo para ver la gala de Gran Hermano Vip. Las tres cosas que más nos gustan en esta vida juntas: un reality, comida y cacareo. Lo pasamos pipa dipeando entre gritos y llantos de la Esteban.

    El menú fue sencillo: hummus, nachos caseros, carpaccio, boquerones en vinagre, endivias… cositas sanas y frescas, que aún nos dura la motivación de los propósitos de año nuevo y hay que aprovecharla (guiño, guiño). El drama viene con el postre ¿qué carallo preparo si tengo un amichi celiaco y otra a dieta? Estaba yo rebanándome los sesos (que si unas brochetitas de fruta, que si un sorbete de limón) cuando de pronto me acordé de mi madre diciéndome que la gelatina es como una golosina sin calorías y se me encendió la bombilla. Ya veréis que fácil, que sano y que vistoso.

    Los ingredientes que vamos a necesitar son (las cantidades son para cuatro raciones):

    foto1mousse

    • 1 sobre de gelatina de fresa (yo utilicé gelatina Royal por eso de que es la de toooooda la vida)
    • 1 vaso de agua
    • 200 g. de fresas
    • 1 yogurt natural (puede ser desnatado para que sea todavía menos calórico)
    • Un par de fresas para decorar y si quieres unas hojitas de menta (esto al gusto del consumidor)

    Los pasos para hacer esta mousse son muy sencillos:

    1. Lo primero es preparar la gelatina. Yo esto lo hice al medio día para darle tiempo a la gelatina a cuajar y no tener sustos de última hora (mujer precavida vale por dos). Ponemos al fuego medio vaso de agua en una tartera pequeña y cuando rompa a hervir le añadimos el sobre de gelatina removiendo bien con unas varillas para que se disuelvan los polvitos. Entonces le echamos el otro medio vaso de agua fría mientras seguimos removiendo y apartamos la tartera del fuego. Vertemos en un recipiente (uno grande facilitará el trabajo más adelante) y dejamos reposar la gelatina hasta que cuaje.
    2. Cuando la gelatina ya esté cuajada lavamos las fresas, les quitamos el rabito, las troceamos y las ponemos en el vaso de la batidora acompañadas del yogurt natural. Trituramos hasta conseguir una mezcla homogénea y reservarmos. En este paso estuve tentada de echar un poco de azúcar, pero no es necesario.
    3. foto2mousse
    4. Ahora vamos a batir la gelatina con las varillas. Tendremos que hacer movimientos rápidos y fuertes para conseguir que entre aire hasta que doble su tamaño.
    5. Le añadimos a la gelatina batida las fresas trituradas con el yogurt y seguimos batiendo hasta que quede todo bien integrado. Quedarán trocitos pequeños de gelatina pero no sufráis, son amor.
    6. Vertemos la mezcla en cuencos o copas individuales. Decoramos (es el momento de ponermos creativas) y lo metemos en el frigorífico hastas que nos lo vayamos a comer.foto3mousse

    El resultado es increíble: fresquito, súper sano ¡y sabe a Calippo! Ideal para sorprender a tus comensales en cualquier ocasión. ¿Quién dice que no podemos darnos un lujito healthy de vez en cuando? Este mousse de fresa os va a volver loquis.

    Sobre el Autor

    Imagen de perfil de Beatriz Romero

    Politóloga y divina. Defensora a ultranza de la cultura popular y del pecho grande y natural. Sufro de la terrible enfermedad de lo cuquis pero intento llevarlo con dignidad.

    

    Login