Lifestyle

Estamos flipando con la gordofobia de esta clínica estética

Estoy segura de que muchas de vosotras me vais a decir eso de que «no hay mayor desprecio que no hacer aprecio» y es más que probable que no os falte razón. El problema es que cada vez que veo este tipo de contenidos me hierve la sangre y no puedo quedarme callada, estaría yendo en contra de mi propia naturaleza y por ahí no paso. Así que bueno, he decidido denunciarlo intentando no darles demasiada publicidad (porque por muy negativa que sea sigue siendo eso: publicidad).

Existe una clínica estética en una ciudad de la costa mediterránea de la península ibérica que promociona sus asuntos de esta forma tan fina:

Como veis hemos tapado el nombre de la clínica en cuestión porque no queremos hacerle promo bajo ningún concepto…

¿Por dónde empiezo a rajar sobre semejante despropósito? ¡ES QUE LO TIENE TODO! Topicazos infundados sobre los cuerpos gordos, reproducir la idea de que «cuidarse» solo aplica cuando tienes una corporalidad determinada, la cuestión aspiracional que es de donde realmente sacan tajada todos estos negocios en lugar de centrarse en el bienestar y ya está, fomentar la comparación corporal y la mofa entre mujeres (porque el objetivo siempre somos nosotras, casi nunca hay señores ¡QUÉ COSAS!)… Vamos, que el/la community manager se ha cubierto de gloria, pero el objetivo es claro: personas que no queréis estar gordas bajo ningún concepto venid, no vaya a ser que os convirtáis en todo eso que odiáis.

  • Vamos a poner aquí una foto de una gorda comiéndose una hamburguesa. Y que se vea bien su cara para que impacte más.
  • ¡Qué buena idea! Eres un/a genio/a de la publicidad…

Da igual caer en la discriminación corporal y sexista, lo importante es mantener las inseguridades y complejos de las mujeres para que consuman nuestros tratamientos estéticos. Súper responsable. Nada tóxico. Y encima presumirán de preocuparse por la salud de su clientela.  Tócate la peineta.

Solo hay una manera de estar gorda: QUERERLO

Ahí, criminalizando como si no hubiera mañana. Porque estar gorda es una cosa terrible, pero si encima no haces nada por evitarlo eres la peor escoria del mundo. ¿Esto no es fomentar el odio? ¿Esto no es hacer de menos la realidad de muchas personas que diariamente luchan por su dignidad como personas pese a no entrar en los cánones estéticos impuestos? Y ojo, que nos parece totalmente lícito que una persona haga lo que quiera hacer con su cuerpo para estar cómoda y conseguir sus objetivos, pero amigos NO HACE FALTA USAR EL DEDO ACUSADOR PARA SEÑALAR A NADIE. ¿Os imagináis que esta publicidad, que campa a sus anchas por las redes sociales (porque el señor Facebook no cree que infrinja sus normas comunitarias, pero luego no se te ocurra enseñar un pezón femenino) llega a una persona con problemas serios con su imagen corporal? ¿Sois conscientes, amichis publicistas, del daño que puede llegar a hacer?

Solo hay una manera de discriminar: HACIÉNDOLO 

 

Compartir:

Login