Las verdades son como la cera de depilar. Es mejor decirlas rápidas y aguantar el tirón que estar alargando la agonía, así que ahí va:

Querida amiga, si has entrado en este enlace es porque sospechas que puedes ser una completa e irremediable moñas. De esas que lloran en todas las películas de amor y que ven una y otra vez en youtube las escenas de besos de sus series favoritas. Si todas tus amigas recurren a ti para pedir ideas por San Valentín, por algo será, maja.

1º síntoma: Canciones románticas-depresivas.

Una verdadera chica moñas siempre y digo SIEMPRE se sentirá atraída por las baladas, boleros y canciones pastelosas que hacen subir la diabetes sólo con escucharlas. Así que aquí tienes la primera prueba del test. Si te gusta esta canción (o por su defecto la discografía de Alex Ubago) , enhorabuena, estás un poco más cerca de tu diagnóstico. Y mejor no hablar de las listas de spotify, que nos conocemos.

2º Síntoma: Tienes un altar a Nicholas Sparks en tu casa.

Quedido John, Cuando te encuentre, Todos los días de mi vida, Un paseo para recordar…si de verdad eres una moñas, te has leído o visto todos los libros y películas y mínimo te sabes alguna frase del diario de noah. Y has gastado kleenex  suficientes como para empapelar tu cuarto. Evidentemente hay un sinfín de películas más que engrosan la lista para un plan de domingo. Orgullo y prejuicio, 500 días juntos, love actually, cuestión de tiempo…ayyy que lloro.

tics-5-728

 

3º síntoma: Eres una friki de las citas románticas de facebook.

Sé sincera. Si no puedes evitar compartir/darle like /suspirar con las frases y poemas más románticos de la red, es que eres de las nuestras. Cuanto antes lo aceptes, mejor. Eso sí, prométeme que nunca nunca bajo ningún concepto, compartirás frases de Paulo Coelho, eso es ya pasarse de la raya. 

d6482d88015be8173837deeec8ceb4b9

 

4º Síntoma: Siempre prefieres los regalos manuales.

Para ti el concepto de valor no está en la cantidad de dinero que cuesta el regalo – tanto para dar como para recibir- y prefieres mil veces una carta, un álbum de fotos o unas galletas con forma de corazón, aunque estén tan duras que puedan servir de arma arrojadiza en caso de apocalipsis zombie. Y los guardarás durante los siglos de los siglos (amén) para verlos en los momentos en los que el cuerpo te pide pasteleo.

 

 

5º Síntoma: Tienes un tablero de bodas en pinterest.

Esto ya es para moñas de nivel experto. Cuando eres tan extremadamente cursi que tienes un tableto en pinterest sólo y exclusivamente para la boda de tus sueños. E ingenua de ti vas guardando imágenes porque en un futuro, evidentemente, te pueden servir. El novio es intercambiable, pero los farolillos de las mesas de los invitados, no. #Sorrynotsorry

Captura

Sí, es mi cuenta de pinterest. Y sí, tengo un tablero. Hay gente que está mucho peor que yo…

 

6º Síntoma: Te emocionas con prácticamente todo.

Cualquier pequeño detalle romántico consigue arrancarte una sonrisa e incluso hasta un pequeño gritito. Sabes que a ti se te conquista con gestos y te encanta todo lo relacionado con el amor. Desde una chaqueta en una noche fría, a un quiero volverte a ver después de la primera cita. Para ti los meses previos a la relación son los más especiales, prácticamente eres una yonkie del tonteo. Es todo taaaaaaan cuqui

 

Sí has respondido que sí a al menos 3/6, enhorabuena, eres una moña. Sólo te queda ponerte Shakespeare in love y disfrutar, porque las chicas románticas somos las más intensas, y para bien o para mal, las que más vivimos el amor.