Mi carta de amor

Inicio Foros Sex & Love Love Mi carta de amor

  • Autor
    Entradas
  • A
    Invitado
    A on #964855

    No sabría en que foro colocar bien esto que voy a contar, supongo que en amor es lo más razonable… Os contaré mi historia, quizás ella lo lea, ya que es seguidora. Mi historia de amor.

    Hace 5 años tuve la mejor coincidencia que he tenido en la vida, nos conocimos en Tinder, un 19 de enero, como podría ser cualquier otro día más… Ni ella ni yo nunca habíamos tenido una relación estable antes, con 26 y 27 años. Ella era en su momento interina, vivía en mi ciudad, lejos de su familia y amigos, y yo pues un chaval ignorante de muchas cosas de la vida y del amor. Tuvimos una conexión increíble cuando nos conocimos, y nos veíamos frecuentemente, me encantaba pasar tiempo en su casa, me transmitía seguridad y una experiencia de hogar diferente a lo que había vivido antes, una experiencia de pareja y madurez. Ella es una chica autosuficiente, ambos hemos tenido la experiencia de vivir lejos de la familia aun en contacto cada día y con la libertad suficiente para decidir su día a día de aquel entonces y el de ahora. Por resaltar dos cosas, mantengo aun su primer regalo de cumpleaños donde me regaló una camiseta con una pregunta en inglés, que ponía: tú decides si quieres dormir solo o en pareja.

    Creo que no se lo dije nunca, pero ha sido el mejor regalo que he tenido nunca, ya no por lo material sino por su contenido y lo que tenía detrás de ese mensaje. Y otra cosa a resaltar fue en la época de enamoramiento, bromeaba conmigo en que me conquistó con el estomago y su comida. De vez en cuando paso por el primer piso que vivió aquí y recuerdo que en el portal nos dijimos nuestro primer te quiero… Pasaron unos meses largos y le volvió a tocar mi ciudad para trabajar, yo seguía siendo en muchos aspectos ese niño dentro del cuerpo de un adulto y bueno pues creo que los dos supimos hacerlo lo mejor posible a nuestra manera, esta frase la repetiré mas adelante seguro. Le volvieron a dar otro año en mi ciudad y fueron días muy buenos y alguno malo, tuvo una mala experiencia para ella donde sé que con mi ayuda y compañía le hizo superar lo que le paso.

    Meses después empezaron las discusiones y en una de ellas por un comentario mío, ella decidió dejar la relación sin más, al terminar el trabajo aquí para irse a su casa… Empezó la pandemia y bueno, se que los dos lo pasamos mal, pero siempre al dejado lo vive desde la parte que no se lo espera, fue un horror, no poder salir ni a trabajar, ni con amigos, comiéndome la cabeza todo el día preguntándome que hice, porque no hice esto, etc… No supe manejar bien mis emociones e intenté toda vía de contacto con ella por RRS, cosa que no me siento orgullo, ahora lo veo desde una perspectiva diferente. Algo que condicionó mi comportamiento y que lo ha vuelto a hacer que no supe ver años después y llevo meses trabajando, mi apego y dependencia que de normal se mostraba con gestos de cariño, dar mucho incluso más que a mí mismo, sobreprotección… Pero también dejarme de lado para darle prioridad, baja autoestima, aprobación, depender únicamente de una persona para todos mis estados emocionales (incluida mi felicidad)… Meses después, yo fui donde ella vivía sin que ella me esperase, quise demostrar que estaba arrepentido de mi forma de actuar en su momento y que en algunos aspectos fui consciente y trabaje en mí mismo, pasaron unos meses donde yo notaba que mi apego seguía ahí y a veces me consumía la atención que le daba y me olvidaba de mi mismo, pero no quería perderla y soy consciente de que le malacostumbré a darle una atención demás que en algún momento mas adelante me confeso que la estaba malacostumbrando a cuidarla entre otras tantas más cosas. Total, que unos meses, hablando y quedando volvimos a tener una relación. Fueron encuentros que recuerdo con mucho cariño y pasión, que hasta el momento no habíamos vivido y que echo de menos.

    Voy a resumir 4 años en este párrafo, porque sino escribo la biblia. El siguiente año le dieron un pueblo a media hora de mi ciudad, aquel año tuvimos mas momentos de convivencia por mi trabajo y momentos en los que no lo tuve. Nunca antes tuve momentos así de convivir con una persona ajena a lo quien quería y nació de mi querer una vida junto a esa persona, supongo que a los dos nos nació. Fue un año muy bonito lleno de experiencias de convivencia en casa, acompañándola en momentos de ansiedad por una opo, por el sentimiento de soledad nuevo en una relación, no podía vivir con ella, aunque quería, pero no era posible por temas de trabajo y familia ni tampoco lo contemplábamos aun, pero nos veíamos mucho. Soy consciente que las relaciones a distancia son muy complicadas, pero esto quiero explicarlo mas adelante con una conclusión.

    El año siguiente, le destinaron a una hora de distancia de mi ciudad, aunque mas cerquita de la suya, algo positivo. Y bueno, ya no nos veíamos con tanta frecuencia, aun teniendo muy buenos encuentros cada vez que iba o venia ella, sin contar los viajes que en verano o alguna escapada hacíamos cuando se podía. Pero ya se empezó a notar más la distancia, había momentos de mucha emoción al despedirnos, menos tiempo de calidad, pocos momentos de hablar de nuestras necesidades o temas importantes o “incomodos” de pareja, sentimientos de soledad y de apegos y supongo que de dudas… aun habiendo muy buenos momentos, momentos duros y difíciles. Aquí también es donde cogió fuerzas nuestros objetivos de futuro, hablar y pensar en una convivencia, familia… También con sus momentos de crisis, mal gestionados por los dos, el orgullo, la mala comunicación, comprensión a medias partes, silencios, indiferencias… Supongo que aquí nace todo eso que se suele oír de relaciones toxicas, que en realidad, sabiendo lo que sé a día de hoy fue mas la ausencia de información y trabajo individual, falta de herramientas y experiencia lo que nos hizo tener esos problemas. La distancia es muy dura y la sufrimos por ambas partes cuando nos separábamos los domingos.

    Los dos siguientes años le dieron a una hora y casi y media de distancia de donde vivía, mas de lo mismo que he nombrado antes, ella por fin aprobó la oposición y por supuesto que me alegre muchísimo saber que uno de los dos tendría la tranquilidad y estabilidad además de conseguir ese objetivo que tanto había trabajado y donde le acompañé en muchos momentos años atrás. Sabia y se lo dije al volver, que mi trabajo dependería del destino final donde estuviera, y no me importaba irme de mi ciudad para hacer una vida con ella y formar cuando llegara el momento una familia. Algunas personas tienen sueños u objetivos ambiciosos tipo hacerse rico, para mi era ese. Era incluso el deseo que pensaba al soplar unas velas de cumpleaños o ver una estrella fugaz. Este ultimo año en ese destino fue donde todo terminó. Hace 4 meses mas o menos, han pasado muchas desde entonces.

    Ella estaba muy rara conmigo, distante y ausencia de palabras de cariño. Quedamos para vernos como otro finde cualquiera y le pregunté a lo que ella me decía que no pasaba nada. Como tantos foros ya publicados ya os imaginareis, no tener experiencia previa (por parte de los dos) hizo tener respuesta muletilla ante cada uno. Mi intuición no me dejaba tranquilo, desde que la conocí, se que ambos nos dimos un cheque en blanco sobre la confianza, y mira que mataba cuando decía una frase en muchas ocasiones “ojos que no ven, corazón que no siente”… esa frase me quemaba porque sentía que ya lo decía por algo en más de una ocasión y no veía seguridad en si misma para verse suficiente para mi aun demostrándole que para mi era mas que suficiente como persona. El caso, tuve que hacer algo que nunca pensé hacer y ambos teníamos el acceso a nuestros móviles, vi su conversación de Whatsapp, solo dos, la de una compañera, donde primero de todo sentí que tenia mas confianza con una persona que conocía de hace meses que conmigo… y otra que fue la que se me puso el corazón a mil, fue leer una conversación que la frase que mas me costará olvidar fue “no voy a tirar una relación de 5 años por un polvo” viendo como seguidamente su compañera le animaba a probar con la otra persona y mi ex entre bromas le decía que era una rompe corazones.. Esa fue una conversación, la otra fue con un chico que desconocía de su existencia, donde vi conversaciones naturales de interés por el otro, confesiones, y fotos que de normal me habría enviado, fue cuando ella me pidió y empezó nuestro primer “tiempo”. Sentí al leer todo eso tal clavada de pecho que me temblaban hasta las piernas… Volví a sentarme en el sofá con ella y le pregunté si había un tercero, alguien más, incluso fui mas concreto y le pregunté si le gustaba un compañero de trabajo… a todo esto me lo negaba y lo dejé ahí… actué durante el día con naturalidad hasta la noche que no podía mas y me la pasé llorando y despierto mientras veía como dormía plácidamente pensando que podría ser la última noche con ella.

    No quiero volver a revivir con exactitud todo, volvimos a vernos donde vivía otro finde, tuvimos conversaciones profundas y parecía que todo iba a ir bien, dentro de mi pensaba que solo fue para ella eso, un momento de crisis natural en la relación, sobretodo cuando le di a entender y salió ese poco amor propio que tenía que no quería ser una opción sino una elección. Pero me equivoqué. Mas adelante ella vino a mi casa y volví a tener con ella esa conversación que nunca parecía terminar por sus dudas y las mías al no ser clara conmigo, ver que ella me seguía mintiendo en la cara y por dentro estar roto, nunca pensé que una persona que he visto tanto amor en ella podría hacerme eso. Una de esas noches volví a ver su móvil y me dolió ver que le confesaba a su compañera que mi ex le contaba que se sentía mal por mentirme a la cara como una bellaca… es jodidamente doloroso experimentar eso… lo natural hubiera sido que me plantara en aquel momento y le dijera que hasta aquí, que yo merezco respeto y la relación que tiempo atrás mantuvimos con esos objetivos de futuro (que entiendo por su parte sus miedos, dudas pero eso es lo vida, vivir el presente) siento a veces que además de todo esto pensó en sí misma, bueno creo que siempre lo ha hecho, y corto la relación también por el hecho de no sufrir más por una relación a distancia, dado que le habían destinado a dos horas y media de donde vivo, aun sin valer de nada que ese año hasta que se viera cómoda allí para seguir me hubiera amoldado y pedido los días quitándomelos de mis vacaciones de verano para vernos cada mes. Sé que hay mas cosas que por supuesto a ambas partes no nos hacía bien y también fueron decisivas para ella, cosa que por mi parte lo veía como un momento de trabajo personal por ambas partes siendo conscientes de ello y se lo habría propuesto para ser una relación sana y vivir esa etapa de la relación sana y madura. Una semana después, de hablar ya por mensajes sin mostrar sentimiento algún por su parte, le dije que fuera clara, me dejó, audio que aun guardo y unos días mas adelante quedamos para darnos las cosas, yo sin orgullo no quería aceptar la situación, y fui a pico y pala, siendo demasiado comprensivo con alguien que había hecho mucho daño. Lo ultimo que confesó es que estaba en dudas si su compañero también le gustaba mi ex… es jodido recordar todo esto, pero claro para ella lo vivido fue todo diferente. No pude aceptar la amistad que me propuso en ese momento siguiendo enamorado de ella… no podía… ella me confesó que era feliz y que no sabía que quería en la vida, y así como nos vimos nos despedimos con un abrazo y un te quiero…

    Lo peor de todo, no ver de ella en ningún momento un arrepentimiento, unas disculpas, nada… mientras que yo en vez de estar enfadado, molesto, etc.… me dedique a pensar en todo de una manera mas razonable, busque ayuda profesional, leer y ver videos sobre los apegos me ayudo mucho a entender muchas cosas y era complicado para mi enfadarme, dejarlo ahí y olvidarme de ella y de todo. Es aquí, donde mi amor, por una parte, hizo que le mandase una carta junto a unas entradas de su grupo favorito para aportarle un granito de arena a su felicidad y no voy a mentir, también quería recuperarla. Pero mi apego y mi inconsciencia e inseguridad surgida de todo esto hizo que más adelante nacieran pensamientos intrusivos y comparaciones a esa tercera persona, me sentía una mierda, pensar que no le di lo que necesitaba para que se fijara en otra persona y pensar que esa otra tenia muchas cosas que yo no le podía ofrecer… Recordé en esas conversaciones que vi en su momento por whatsapp que con el que hablaba había roto con su ex, y mi ingenio me hizo pensar que mandándole una flor al chico con un mensaje de arrepentimiento volvería con su ex y dejaría de fijarse en mi ex (mucha ex aquí jaja), pero fue un error y un acto inmaduro por mi parte.

    Asique nada, pasaron días hasta que un familiar falleció y me vi tan mal que lo único que necesitaba era un abrazo suyo, fui a verla sin avisarla y no estoy orgullo de hacer esto, la dependencia y ser una persona muy importante para mi hizo que tomara esa elección. Te agradezco que me dieras la oportunidad de pasar y hablar, y aunque no sirvió de nada porque fui con la misma de otra forma de recuperarla yo vi en ti que ya todo había cambiado, me preguntó por lo de la rosa y le mentí que había sido yo, no quería joder el momento que más esperaba, el abrazo y consuelo.

    Ha pasado mucho tiempo y me arrepiento muchísimo, por supuesto intenté expresárselo cuando mi ex se enteró y de nada valió, (así es como tuve que actuar yo en su momento cuando me enteré de todo). Seguía trabajando en mí, pero parecía en vano, no conseguía aceptar del todo lo que había pasado y lo único que pensaba era en mil formas de hacer algo. Y si, lo hice, en un día de fiesta que tuvo con más gente le mandé una rosa de su color favorito con una nota, deseándole lo mejor, mi arrepentimiento, mi admiración por su crecimiento como mujer desde que nos conocimos, y que seguía trabajando en mí además de montar un concierto de 2 personas con canciones que nos gustaban a los dos al final del evento. Lo hice con todo el cariño del mundo, y sí me gaste un dineral que no me sobra, pensaba que había pasado un tiempo prudente y habría reflexionado, pero no, me desbloqueo para escribirme sin dar detalles, todo lo contrario, a lo que yo esperaba con lo que le monté, cosa que también entendía que ocurriera.

    Hasta aquí el ultimo contacto que tuvimos después de mas de 5 años de relación, con una persona con la cual hasta hace unos meses mi idea era en un año y poco irme a vivir con ella e incluso pasado un tiempo de convivencia quizás hubiéramos planteado formar una familia. A día de hoy, futuro incierto, con mis altibajos emocionales, sigo pensando en ella, incluso si ha tomado la decisión de iniciar algo ya con esa persona le deseo lo mejor. Sigo trabajando en mi con el psicólogo, leyendo muchísimo (cosa que antes hacia casi nada), haciendo ejercicio y comiendo una dieta sana (lo mismo que lo de la lectura). Hay días que aun no me creo todo lo que ha pasado, días en los que si pudiera volver a atrás en un momento sabiendo todo lo que he aprendido a día de hoy le haría saber que nuestra relación podría haber sido sana y feliz. He aprendido de todos los errores que he cometido, pero también estoy orgullo de muchas cosas que he vivido con ella, sobretodo, de ser esa persona tan especial que le hizo creer en el amor. Hoy me noto diferente, en todos los sentidos, hoy sé lo que quiero y lo que no, lo más complicado que está siendo es estar deconstruyéndome para ser una mejor versión de mí, pero sin estar a tu lado. Siempre te recordaré con amor, y no se si volveremos a cruzarnos en la vida. Pero si sé que, si pasa eso, será de historia para contar a mis nietos, pero dejando los sueños a un lado, si pasa eso, se que ambos hemos crecido y madurado hasta tal punto que sabríamos llevar una relación madura, como un gran equipo que tanto le di la tabarra por ser entre nosotros. Me seguiré cuidando, y sé que tú también, que serás feliz seas donde estés y no sé si algún día me volverás a recordar… Sigo haciendo la mueca en la boca como sueles hacer tú. Sé que me he saltado muchos datos, pero no quería escribir una novela ni contar detalles que son solo para nosotros. Sabes que te deseo lo mejor, que la persona que tenga la oportunidad de estar a tu lado disfrute de la mujer en la que te has convertido y que te cuides mucho, siempre lo has hecho sin necesitar a nadie.
    Cada viernes, pienso que un día vendrás a volver a verme después del trabajo y me da por fijarme en los coches rojos… en el fondo espero que pase, que seas tan echada para adelante como lo he sido yo y vengas en plan sorpresa…

    Conclusiones: ¿Por qué cuento todo esto? Bueno, ella es seguidora como yo de esta página, no sé si leerá esto algún día, pero quiero pensar que todos aun sintiéndonos dañados por otra persona cuando esa persona hace todo lo posible por aceptar y pedir disculpas y centrarse en cambiar por y para si mismo, y mostrando la importancia a la otra persona y arrepentimiento, podemos ser capaces de perdonar y dar una oportunidad real, una real y no por necesidad de ninguno ni por el ego o el orgullo, una oportunidad tan real para ver a esa persona con valor y responsabilidad afectiva en todos los aspectos.

    Y también, si quien me lea, se encuentra en una situación similar o sigue en una relación, sepáis actuar bien, aceptando que todas las personas pueden experimentar dudas en la vida, es lógico y normal, que si tenéis la oportunidad preguntar qué piensa de la relación y escuchar las necesidades de la otra persona. Aceptar que a veces no es el momento, o que no es la persona, que a veces el momento y la persona han de ser un tiempo más adelante partiendo de 0, volviendo a conquistar a esa persona desde una perspectiva mucho más trabajada. Aceptar las decisiones del otro, aunque suenen egoístas. Todas las rupturas son dolorosas, egoístas y nadie nos debe nada. Solo que os cuidéis, que no dependas de nadie solo de ti mismo y sepas ser resolutivo y que la felicidad nazca de ti para compartirla con los que quieras, que os aceptéis, cambiar lo que veáis necesario para no repetir patrones y daros valor como persona, en su momento hicisteis lo que supisteis hacer y si en el futuro hay otra oportunidad ya sabréis ambas partes por donde tirar para luchar juntos de la mano y ser un gran equipo, no rivales.

    Esta carta es para ti, para mí, para los dos. Ojalá volvernos a conocer en las puertas de un viejo cine y volver a creer en las bonitas coincidencias de la vida.

    Como nuestro lema: Lo mejor se hace esperar…


    Responder
    A
    Invitado
    A on #964862

    Quiero añadir que siempre fuiste y has sido mi mayor motivación para ser mi mejor versión y la que actualmente trabajo

    Responder
    Lydia
    Invitado
    Lydia on #964921

    Perdón por ser dura, pero más vale ser directa.

    Tienes la autoestima por los suelos, esa persona te ha hecho daño, no lo quieres ver y estás mendigando migajas de amor.

    Regalarle unas entradas a quien te ha engañado sentimentalmente y a la cara? Lo que te sucede es que para ti tú vales cero y ella cien.

    Responder
    Luz
    Invitado
    Luz on #964991

    Estoy contigo Lydia. Mucha gente se ofende al pensar que una infidelidad es solo un acto físico, que no se descarta que hubiera pasado y el pobre muchacho no va a ser nunca. Pero la parte sentimental o emocional.. Es una muy dura también por la parte que lo vive. Se nota que la quieres mucho pero de nada sirve si la otra persona como creo que leí no da de su parte reconociendo su parte y mostrar el interés que tu buscas, además siendo sincera.. Las mentiras tienen las patas cortas, pero no solo eso, tienes que mirar que también te faltó el respeto a ti como persona y a la relación.. Es complicado de asimilar eso cuando das tu confianza a la otra persona y la quieres además por los valores que creías que tenía y seguro que cuando os conocisteis hablasteis de todo esto, como cualquier pareja. Es bonita tu carta de amor y sinceridad y seguro que ha habido muchos detalles bonitos que no has querido nombrar que hiciste por ella. Las personas cambian a veces a mejor y otras pues bueno.. Ya lo ves. No te desanimes, sigue trabajando en ti, y si tiene que volver dale tiempo y escúchala, quizás necesitaba ella también ver esto desde el un punto diferente para valorar lo que tuvo y ya no lo tiene. Vales mucho! Un abrazo

    Responder
    Jax
    Invitado
    Jax on #965542

    Ánimo! Si tiene que volver y lo hace seguro que está vez puede funcionar como esperabais

    Responder
    Mara
    Invitado
    Mara on #968255

    Lo tuyo no es amor. Es obsesión enfermiza y dependencia emocional. Quiérete y deja de hacer intentos desesperados por volver con ella. Escribes aquí porque ella lee el foro? Estás rozando el acoso. Vive y deja vivir. Y por Dios no dejes la terapia.

    Responder
    Mente sana
    Invitado
    Mente sana on #968267

    No veo lógica en engañar a una buena persona, con lo difícil que es coincidir con una. Quedate tranquilo, algún día, te recordará aunque esté con otra persona y quizás valore todo lo que tuvo contigo sabiendo que hacer para que funcione, aún pasando ya tiempo, hay gente que vuelve, la que de verdad no te quiere perder y deja su orgullo a un lado y pone la humildad frente a ti, vuelve. Ya dependerá de la circunstancia de cada uno si es el momento y la persona.

    Responder
WeLoversize no se hace responsable de las opiniones vertidas en esta web por colaboradores y usuarios del foro.
Las imágenes utilizadas para ilustrar los temas del foro pertenecen a un banco de fotos de pago y en ningún caso corresponden a los protagonistas de las historias.

Viendo 7 entradas - de la 1 a la 7 (de un total de 7)
Respuesta a: Mi carta de amor
Tu información: