Querido diario

Cómo tener empatía y no matar en el intento

La empatía, esa gran desconocida.

El objetivo de WeLoverSize (he creído entender) es tener un lugar seguro, donde nadie nos juzgue por nuestro cuerpo, sexualidad, imaginación, locura, taras mentales y demás movidas.

Pero parece ser que esto solo es teoría, porque por mucho que busco, no encuentro ni lugar seguro, ni apoyo, ni mierdas.

Así que he pensado (porque espero) que el problema de la bilis que algunas sueltan por la boca es el desconocimiento de esta técnica ultramoderna de relación interprersonal llamada empatía y no porque soltemos todo nuestro veneno cada vez que hay ocasión (el camaleón, mamá, el camaleón!!!).

Vamos, así como yo ahora mismo contra todas las haters que leo en comentarios de las publicaciones de nuestras compañeras. Bueno al lío que me caliento.

Lo primero de todo, la empatía es ponerse en la posición del otro, así de sencillo y complicado a la vez.

¿A que parece un invento de otro mundo?  Pues esto que parece que lo trae la mujer de la lejía desde 2503, es muy posible en seis sencillos pasos.

  • No prejuzgues. Cuando alguien va a contarte un problema, es muy importante que no te hagas una idea preconcebida de lo que va a contarte, ni mucho menos de quién es la culpa de la situación que está pasando. Simplemente, abre la mente y escucha.
  • Escucha activa. Escuchar no es oír y leer no es entender. La escucha activa consiste en, básicamente en centrarte en lo que la otra persona te está diciendo. La mayoría de las veces, estamos pensando la respuesta que vamos a dar mientras nos están hablando, y eso hace que nuestra escucha no sea óptima. Con la lectura pasa lo mismo. Vamos haciéndonos nuestras ideas según vamos leyendo (a estas alturas ya pensarás que soy una cansina, una resentida y una chapas, sobretodo, una chapas) y dejamos de atender al hilo de los que nos dicen, solo hacemos como leemos.  Céntrate en escuchar/leer y ya, si eso… te harás una opinión después.
  • No juzgues. LA MADRE DE TODAS LAS FANTASÍAS. Es my difícil, estamos preparados para hacerlo, los juicios rápidos nos ayudan ante peligros (juzgar que no es una buena idea meterle la mano en la boca a un cocodrilo, por ejemplo), así que esto necesita entrenamiento, mucho autocontrol y grandes dosis de humildad. No somos dueñas de la verdad absoluta. Esto no está reñido con tener tu propia opinión, pero sí con que cojas esta opinión y la utilices para minimizar los sentimientos de la persona con la que estás hablando y mucho menos para atacarle, evidentemente.
  • Tus sentimientos, tus creencias, tus pensamientos… TÚ no importas. Esto pasa mucho, cuando alguien te cuenta un problema, lo típico que se contesta es: “pues a mí”… “pues yo creo”… yo, yo, yo!, YO!!!!!! ¡no! ¡basta! Cuando alguien te cuenta un problema o acude a ti, no eres tu quien importa, sino quien te está contando. Está bien que recurras a experiencias personales en busca de un consejo (si eso es lo que pretende la persona), pero no enfoques la conversación a ti.
  • Se constructiva y asertiva. Estas cualidades no solo sirven para rellenar el Linkedin, También para empatizar con la gente. No creo que a estas alturas tenga que explicaros qué es cada cosa y para qué sirven, pero vamos, quedo a vuestra disposición para resolver dudas, si queréis.

 

 

 

  • No tienes porqué decir algo positivo, ni dar la razón. Ni si quiera tienes porqué decir algo. Esto casi nadie suele decirlo, pero cuando alguien te cuenta un problema no siempre quiere ni que le des la razón, ni un consejo, a veces no quieren que les digas nada. Puedes decir lo que piensas, en ese caso, vuelve al punto 5. Puedes no decir nada, sólo escucha y vuelve a los puntos 1,2 y 3, en bucle. En caso de ser un choque de trenes con otra persona, puedes decirle que no tiene razón, utilizando, de nuevo el punto 5.

 

  • Bonus Track! La clave de la empatía es centrarte en la otra persona y no en ti, pero para mejorar tu empatía puede servirte conocerte a ti misma. Saber cuáles son tus defectos y virtudes, pueden ayudarte a comprender mejor a otras personas. Y sino es así, conocerte a ti mismo, siempre ayuda, en general, a todo en esta vida.

 

 

Para dudas, ruegos, preguntas y, porqué no, hateos varios, (porque que os hayáis leído el post, no implica que os haya servido de nada ) estaré por redes sociales leyendo vuestros comentarios.

@Macundi desde Instagram para el mundo

Compartir:

Login