Querido diario

Chicas gordas con novios guapos (y viceversa)

El otro día se me dio por hacer un histórico de la audiencia de WeLoversize. En lo que va de año hay una búsqueda que se repite una y otra vez. Más de 10,000 personas han llegado a nuestra web introduciendo esta frase (o similares) en Google:

‘Chica gorda con novio guapo’

Puede que estuvieran buscando la historia de Rae y Finn en My Mad Fat Diary, o quizás la de Gloria Nava y su chico. Pero la realidad es que la mayoría de estas búsquedas lo que necesitaban era una respuesta: ¿hay realmente mujeres gordas en el mundo que tengan novios guapos?. Y esta pregunta podemos traducirla en algo todavía más sincero: si existen estas mujeres con novios buenorros, eso quiere decir que yo, estando gorda, puedo aspirar a ser una de ellas.

2

Me da mucha, pero que mucha pena, que alguien tenga que acudir a Google para encontrar esta clase de respuestas. Lo más triste del asunto es que no hemos superado la raíz del problema, ¿el hecho de que una mujer sea gorda la hace automáticamente fea? ¿Acaso no existen gordas guapas, gordas feas, flacas guapas, flacas feas? Pues parece que esas 10,000 personas no lo tienen del todo claro. Alguien les ha comido el tarro hasta el punto de dar por hecho que gordura equivale a fealdad y se les hace tan difícil creer que una chica con sobrepeso pueda tener un novio atractivo que tienen que recurrir al Dios Google para poder verlo en foto. Y suspirar.

Suspiran porque al final las respuestas que encuentran les dan esperanza. Esperanza de ser una de esas gordas con novio de revista que aunque parezcan unicornios, Google dice que existen.

AF18

Sé que no podemos cambiar la mentalidad de la gente, que la sociedad nos ha hecho ya tanto daño que en muchos casos es irreparable, pero me gustaría poder juntar a esas 10,000 personas y decirles cuatro cosas. No me entendáis mal, ellos son las víctimas del sistema, son los que se han creído eso de que el sobrepeso te limita ante un montón de cosas y son por tanto los que lo sufren en el día a día. Por eso, en vez de darles ejemplos con más parejas de gordas y flacos, me encantaría poder hacerles ver que si nos salimos un poco de los tópicos, es muy probable que la gorda sea en conjunto bastante más guapa que su novio y que la belleza es algo tan subjetivo como tu color favorito. Que tú estarás con quien tú creas que mereces estar y que si somos nosotros mismos los primeros en juzgar, jamás saldremos de este bucle infinito que parece ser el tema de estar gordito y sus consiguientes complejos. ¿No crees?

Que existen parejas de todo tipo y que el amor que les une poco tiene que ver (probablemente) con su apariencia física. Que si lo que quieres es un novio con un cuerpo de gimnasio y tú no subes ni las escaleras del metro, es complicado que eso suceda. Pero no porque él tenga cuerpini y tú cuerpón, sino porque lo más seguro es que tengáis aficiones diferentes y una idea distinta de un domingo tarde perfecto. Para él, pasarlo en el gym junto a sus pesas. Para ti, pasarlo en el sofá junto a la manta. Eso es incompatibilidad y no los kilos que os separan.

Hay gordas con flacos. Altas con bajos. Imbéciles con buenas personas. Cada pareja es un mundo. Preocúpate de encontrar el que mejor encaje contigo y no te olvides de que tu peso no te define. ¡Que se nos olvida demasiado a menudo! No es una gorda con un flaco, son dos personas que se han elegido. ¡Fin de la historia!

Compartir:

Login